El líder de Vox en Andalucía, Francisco Serrano, ha solicitado la baja médica por un tiempo superior a 30 días, según ha confirmado el Parlamento andaluz.

El diputado autonómico ha aludido en un escrito al "linchamiento" que está sufriendo por su comentario en Facebook contra la sentencia del Tribunal Supremo sobre La Manada. Serrano atribuye esas polémicas palabras a un "colaborador" y añade que este hizo "una vergonzosa apología de la prostitución".

Serrano ha señalado que está "de baja médica" para recuperarse anímicamente junto a su familia, "que ha vuelto a sufrir las consecuencias del linchamiento en prensa y redes sociales". Asimismo, defiende el análisis "objetivo y jurídicamente riguroso" que publicó en su cuenta en Twitter sobre la sentencia y en el que se reafirma, si bien añade que solicitó a un "nuevo colaborador que lo publicara también en Facebook".

Esto, señala, "derivó en una publicación completamente ajena a mí y manifiestamente incorrecta en las formas". "A estas alturas creo que es evidente para todos quienes me conocen que en absoluto son expresiones mías porque no responden a mi estilo de escribir, de pensar, ni de hablar en público, ni tampoco en privado", ha dicho el líder de Vox.

Y ha subrayado: "Son cientos los mensajes que me llegan de personas que han detectado que obviamente ése no es mi estilo ni el de mis artículos y publicaciones, que sólo en Facebook tiene un alcance de más de medio millón de personas".

Así ha asegurado que "por expreso deseo del colaborador en cuestión y bajo su autorización", ha publicado un mensaje del mismo, mostrando su nombre, apellidos y foto de perfil en Facebook, además de los roles de la página que, según el diputado, demostraría que esta persona tenía acceso como administrador a su página.

"Asumo, eso sí, la responsabilidad de que, en un día en el que estaba de descanso, al igual que mi colaborador de confianza, no controláramos como administradores de la página que se llegara a editar esa publicación", ha citado.

Vox amenaza con "medidas"

El conocimiento de este nuevo mensaje propició una convocatoria de Hernández a los medios de comunicación para hacer unas declaraciones sin especificar el motivo, algo que generó una gran expectación, ya que todo apuntaba a que se trataba de este asunto.

Hernández consideró que hay un "desafío" de Serrano, con su actitud en relación a la sentencia, y ha avisado de que incluso podrían adoptarse "medidas" desde el Comité Ejecutivo Nacional del partido contra él, sin aclarar cuáles.

Alejandro Hernández añadió que "si desafortunadas han sido las publicaciones precedentes, el escrito (de Serrano) que ha hecho público este miércoles lo es más todavía" por insistir en sus afirmaciones. En este sentido, se ha mostrado convencido de que su actitud "contraviene" la normativa interna del partido y las instrucciones "terminantes" que por parte de Vox "se nos dan a todos los diputados de como tenemos que manifestarnos en redes sociales".

El portavoz parlamentario ha considerado que si Serrano persiste en esta actitud es probable que el comité ejecutivo nacional "tenga que adoptar algún tipo de medida", que, sin embargo, no ha especificado.

El portavoz de Vox en el Parlamento andaluz, Alejandro Hernández, ha asegurado este miércoles que "en principio nada indica que Francisco Serrano no vaya a seguir en su puesto". Aunque ha rechazado pronunciarse sobre "futuribles", Hernández ha explicado en rueda de prensa que "no se ha hecho ningún movimiento ni por parte de Serrano ni por parte del partido" que haga pensar en que el juez en excedencia pueda abandonar su escaño en el Parlamento.

El portavoz también sostuvo que "el que en un momento dado alguien haga unas manifestaciones en el ámbito de su autonomía particular que no estén acordes con la filosofía del partido no es una cuestión tan extraña". "En más de una ocasión he escuchado a Santiago Abascal decir que nadie, ni él mismo, está al cien por cien de acuerdo con lo que dice Vox", ha argumentado, para añadir que todos tienen una disciplina de partido y acatan su línea política, pero "siempre habrá puntos con los que se esté más de acuerdo y otros con los que se tengan diferencias".

Para Hernández, "cuestión diferente es que si se está en un puesto público eso es algo que tiene que quedar en el ámbito interno, nunca salir de puertas para afuera, por razones obvias". Ha señalado que tras la polémica ha hablado con Serrano "de temas particulares" y que este asunto "no ha sido en sí objeto de conversación" y ha insistido en que las palabras de Serrano "no son la línea política del partido, que siempre ha sido la del máximo respeto y apoyo a las resoluciones de los jueces".