y País Vasco.

Los agentes han incautado 66 kilos de speed (sulfato de anfetamina), más de siete kilos de heroína, 134 bellotas de hachís, 250 gramos de pastillas de hachís, treinta gramos de cocaína en roca,

dos revólveres, una pistola detonadora, una escopeta de cañones superpuestos y 130.000 euros en efectivo en los registros realizados en varias provincias del norte de España.

Tras varios meses de investigación, el pasado mes de marzo se logró identificar al proveedor de importantes cantidades de heroína a la organización asentada en Orense. El sujeto, de nacionalidad turco-holandesa, se encargaba de establecer todos los contactos a lo largo del territorio nacional con diferentes distribuidores de heroína.

El arrestado mantenía unas estrictas medidas de seguridad. Todas las reuniones y entrevistas con los distribuidores eran en persona, llegando a efectuar en un solo día desplazamientos de más de 1.000 kilómetros al efecto. En ocasiones, llegaba a desplazarse desde Madrid a Galicia, viajando posteriormente desde Galicia a País Vasco y regresando a Madrid, centro de operaciones del grupo criminal, en el mismo día.

En la capital las entregas de dinero se efectuaban a varios miembros de la banda y, en ocasiones, a mujeres jóvenes que la organización enviaba desde Estambul a España, con la exclusiva finalidad de transportar hasta el país de origen importantes sumas de dinero fruto de la comercialización del estupefaciente.

Finalmente, los investigadores lograron averiguar que el proveedor del estupefaciente iba a efectuar una importante entrega de heroína desde Madrid a Galicia. Así pues, los agentes detuvieron al ciudadano turco-holandés cuando, procedente de Madrid, se disponía a efectuar dicha entrega de estupefaciente en la provincia de Pontevedra.

En los días siguientes se desarrolló un amplio dispositivo policial en Pontevedra, Orense, Madrid, León, Santander y País Vasco, que propició la detención de 16 personas más y la práctica de doce entradas y registros.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.