Luis miguel (archivo)
El cantante Luis Miguel, durante un concierto. LUIS MIGUEL/ EUROPAPRESS

El cantante Luis Miguel ha vuelto a protagonizar una desagradable escena durante su concierto, en esta ocasión durante su gira por Panamá.

Según informa Vanitatis, que se hace eco de medios locales, el mexicano le arrojó un micrófono a un compañero, un encargado de sonido, en un espontáneo arrebato.

Sin mediar palabra, el cantante, que estaba siendo abucheado según un vídeo de La Nación, se acercó a esta persona y mostró su lado menos amable, en medio de un jaleo que confundió al público presente, que se se preguntaba qué estabas pasando.

El artista, que no se ha pronunciado, se quejó durante todo el concierto del calor que hacía en el recinto y de los problemas de sonido.

No es la primera vez que Luis Miguel tiene altercados en pleno directo. Hace unas semanas, protagonizó una desagradable escena durante su concierto en el Auditorio Nacional de México, donde el artista fue a presentar su disco.

Mientras interpretaba el tema La fiesta del mariachi, como es su costumbre, se acercó al público para entregarles unas rosas blancas. Sin embargo, tal y como muestra un vídeo grabado por Nelssie Carrillo en Instagram, una periodista que acudió a ver al 'Sol de México', el cantante se enfadó con un miembro del equipo técnico, le gritó y le lanzó una de las flores.

Además, el pasado mes de noviembre, el cantante, de 48 años, volvió a presentarse ante su público en el Auditorio Nacional. Sin embargo, sus fans no encontraron lo que fueron buscando y acabaron abucheando al cantante y subiendo vídeos a las redes en los que se podían ver el enfado de los asistentes.