Agente de Policía, en una imagen de archivo
Agente de Policía, en una imagen de archivo EUROPA PRESS - Archivo

Los hechos ocurrieron en una calle de un conocido barrio de la ciudad de Alicante. Tras una discusión entre dos personas, una de ellas supuestamente amenazó a la otra con una pistola, al tiempo que le profería amenazas de muerte. El detenido presuntamente colocó la pistola en la sien de la víctima y amenazó con utilizarla.

La víctima, en lo "acalorado" de la discusión, no pudo diferenciar si el arma era verdadera o no y se sintió gravemente intimidado por lo que llamó a la Policía. El agresor huyo a la carrera.

Inmediatamente, se personaron varias dotaciones de la Policía Nacional, concretamente del Grupo Operativo de la Comisaría Centro y del Grupo de Motos de la UPR, que "extremaron" las medidas de seguridad y establecieron un dispositivo en los alrededores del lugar hasta que consiguieron dar con el presunto culpable.

Esta persona, al ver a los policías, arrojó el arma entre unos arbustos de un parque cercano. Los agentes procedieron a la detención del presunto agresor y recuperaron el arma, que, finalmente resultó ser de juguete. El detenido fue acusado de un delito de amenazas graves y puesto a disposición del Juzgado de Instrucción de Guardia de Alicante.

Consulta aquí más noticias de Alicante.