Francisco Millán Mon.
Francisco Millán Mon. EUROPA PRESS - Archivo

El pleno del Parlamento Europeo en Estrasburgo ha aprobado enmiendas presentadas por el Partido Popular y el BNG para reclamar que Galicia no pierda fondos de cohesión europeos y mantenga las mismas cifras del período anterior. Desde Esquerda Unitaria Europeoa-Esquerda Verde Nórdica (GUE/NGL), Lídia Senra, votó en contra de las disposiciones de los fondos europeos por "relegar a segunda plano a las personas y al medioambiente"

Los eurodiputados populares Ramón Luis Valcárcel y Francisco Millán Mon, han presentado una enmienda, que ha sido aprobada, dirigida a evitar que las regiones que descienden de categoría perciban menos fondos europeos en el próximo período presupuestario de 2021 a 2027.

También firmaron esta enmienda en nombre del Grupo Popular el co-ponente del informe, el eurodiputado búlgaro Andrey Novakov, y el coordinador del Grupo en la Comisión de Desarrollo Regional, el holandés Lambert van Nistelrooij.

La eurocámara sometió a votación este miércoles la propuesta de la Comisión Europea de un reglamento que contiene disposiciones comunes al Fondo Europeo de Desarrollo Regional, el Fondo Social Europeo Plus y el resto de fondos comunitarios.

Aplicando los criterios de esta propuesta de reglamento, Galicia y también Asturias podrían sufrir una importante reducción de fondos, a pesar de descender de categoría debido a la crisis económica, apunta el PP.

Debido a esto, el eurodiputado gallego Francisco Millán Mon ha mostrado su "satisfacción" por la aprobación de la enmienda, que presta atención a "un pequeño número de regiones, entre ellas, Galicia", que sufrirían una importante reducción de fondos.

"Esto es contrario al espíritu de la política de cohesión y a todo principio de equidad", ha subrayado el eurodiputado gallego, que agradeció el apoyo a la eurocámara para "evitar una situación injusta". En el texto finalmente aprobado por el Parlamento Europeo, resalta el PP, se incrementan las tasas de cofinanciación.

BNG

Por su parte, la eurodiputada del BNG, Ana Miranda, ha destacado la mejora en la propuesta aprobada en el Parlamento Europeo sobre los fondos de cohesión, tras las enmiendas presentadas por el grupo Verdes-Ale, en el que se integra la formación nacionalista gallega, de forma que se mantiene la "red de seguridad" y "ningún territorio pierde de golpe financiación".

Conforme a esto, Galicia queda "en una situación igual al período anterior", al cambiarse los criterios para poder apoyar a los territorios con problemas demográficos como el gallego, tanto por la emigración de la juventud como por la falta de nacimientos y el gran número de personas mayores.

"Por primera vez se dará un tratamiento prioritario a las actuaciones contra la despoblación, que es un problema que afecta a muchas partes de Europa y en especial a Galicia", ha destacado Ana Miranda, que ha instado al gobierno gallego a "aprovechar esta oportunidad para el retorno de la juventud y para no recortar en servicios públicos, pues hasta ahora lo que hizo con las decisiones que tomó fue expulsar jóvenes a la emigración".

Por ello, ha destacado que en las propuestas presentadas por la Comisión Europea se concretan zonas, elegibilidad y criterios de los futuros fondos de cohesión relacionadas con la PAC, el Fondo de Cohesión, el Fondo Social Europeo, los Fondos FEDER y el Fondo Pesqueiro (FEMP).

No obstante, ha puntualizado que todavía falta la aprobación definitiva en el Consejo europeo, por lo que la bajada de fondos todavía "puede ser considerable".

Miranda ha denunciado que el Gobierno gallego "no hizo nada para evitar que se pierdan 3.500 millones de euros en el período actual con los fondos de cohesión 2014-2020". En consecuencia, hace un llamamiento a "evitar triunfalismos" porque Galicia queda en la misma situación pero "teniendo en cuenta que ya perdiera mucho".

Ha subrayado que resultan imprescindibles actuaciones para "solucionar la precariedad laboral, para que no se recorte la sanidad, para que los fondos europeos no sean mal empleados, para completar el saneamiento y para apoyar a las personas en situación de pobreza y exclusión social".

El BNG considera que esta modificación de fondos, si son bien utilizados, permitirá potenciar la innovación industrial, la digitalización y apoyo a pequeñas y medias empresas, y "ayudar a que Galicia salga con solvencia de la crisis económica provocada por políticas neoliberales y crear empleo no precario".

LÍDIA SENRA (GUE/NGL)

La eurodiputada gallega del Grupo de Izquierda Unitaria Europea-Izquierda Verde Nórdica (GUE/NGL), Lídia Senra, ha votado en contra de la propuesta del reglamento de fondos europeos por entender que relega a segundo plano a las personas y al medioambiente. Pese a la retirada de la posibilidad de suspensión de fondos si no se cumple con las disposiciones de la UE, "el informe carece de ambición social".

"No hay un cambio claro en la orientación de los fondos, no hay un cambio claro para apoyar los sectores productivos del país, no hay un cambio claro para apoyar a las pequeñas empresas, no hay un cambio claro para apoyar los sistemas públicos de salud o enseñanza", ha incidido Senra en la tanda de explicaciones de voto.

La articulación de los fondos en el marco de las normas financieras establecidas en este informe continúan "mermando lo público para seguir engordando los intereses del capital, como sucederá, por ejemplo, con el producto panaeuropeo de pensiones individuales, que se acaba de acordar en las negociaciones tripartitas".

Para Senra, se está "muy lejos" de que se trate de "un texto que mejore la actual gestión de los fondos europeos". Como ejemplo, incide en que la formación ha votado a favor de que las áreas que desciendan de categoría, como Galicia mantengan el mismo nivel de asignaciones, pero puntualiza que "lo realmente relevante" es que se trata de un planteamiento económico por parte de la UE que no solo no contempla un posible incremento de fondos a zonas con una "precarización social generalizada", sino que incluso "proponía reducirlos".

Consulta aquí más noticias de A Coruña.