Miki Esparbé, Sergio Dalma y Julián López, en 'El hormiguero'.
Miki Esparbé, Sergio Dalma y Julián López, en 'El hormiguero'. ANTENA 3

Julián López y Miki Esparbé fueron los invitados del programa de este martes de El hormiguero, pero el protagonista de la noche fue Sergio Dalma. Los actores visitaron el espacio de Antena 3 para presentar su nueva película, Perdiendo el este, dirigida por Paco Caballero y segunda parte de la exitosa comedia Perdiendo el norte. "No pasa nada si no habéis visto la primera para ver la nueva", aclaró Esparbé.

Una de las escenas más divertidas del filme sucede cuando los personajes de López y Esparbé cantan Bailar pegados, el famoso tema que interpretó Dalma en el Festival de Eurovisión de 1991 en Roma. Pablo Motos les dijo: "Puedo pedir, por favor, que interpretéis en directo ese momento de la película", a lo que Esparbé le contestó que "guau, que presión. He de decir canto fatal", pero al final, los dos se lanzaron a cantar.

En un momento de la canción, apareció por sorpresa Sergio Dalma para interpretar con ellos la canción que tantos éxitos le ha dado. Hubo una pausa, y con el tema sonando de fondo, el presentador se les unió para seguir cantando. Al terminar, Motos le agradeció la visita, y Dalma afirmó que "quería darles una sorpresa porque no sabe lo bien que lo pasé en el rodaje de la película, fue genial", momento en el que las hormigas no pararon de gritar: "¡Spoiler, spoiler!".

"Es una canción a la que a todo el mundo le gusta escucharla entera", afirmó el presentador. A lo que Dalma le dijo entre risas que "a mí, en cambio, me resulta muy larga. Hemos hecho una versión específica para la película a lo grande", añadió Dalma.

Además, durante la entrevista, los actores contaron algunas de las anécdotas que les sucedieron durante el rodaje de la película en China: sus problemas con el idioma: "Solo sé decir "ni hao", que es "hola" y poco más", contestó Esparbé, mientras que López añadió: "Yo tuve profesora de chino, pero es un idioma muy difícil"; o su experiencia con la comida, ya que el actor de El Provencio (Cuenca) admitió que habían comido larvas de gusano y que "saben un poco a gusanitos de estos naranja, aunque también un poco a gusano real. Como mitad y mitad, más o menos".