Xabier Egibar y Joseba Madariaga, de Laboral Kutxa
Xabier Egibar y Joseba Madariaga, de Laboral Kutxa LABORAL KUTXA

Laboral Kutxa prevé que la economía navarra crezca un 2,8% el próximo año, frente al 2,3% estimado en el conjunto del país, unas tasas que "permitirán reducir significativamente la tasa de paro". En el caso de la Comunidad foral, según estas previsiones, el desempleo bajará al 8,9%.

En cuanto a las cifras de cierre de 2018, la entidad estima que la Comunidad foral acabe el año con una tasa de crecimiento del 3,2%, frente al 2,5% previsto a nivel nacional; y una tasa de paro del 9,8%, que se eleva al 15,2% en el país.

Así lo ha dado a conocer en rueda de prensa el director del Departamento de Estudios de Laboral Kutxa, Joseba Madariaga, que ha comparecido junto a Xabier Egibar, director de Desarrollo de Negocio de la entidad, para presentar el informe sobre las perspectivas de la economía de Navarra para el año 2019.

El informe destaca que la economía navarra "lleva 21 trimestres consecutivos de crecimiento, un extraordinario ciclo positivo en el que se ha logrado disminuir la tasa de paro debajo del 10%". No obstante, la tasa intertrimestral ha perdido impulso hasta llegar al 0,6% este tercer trimestre, una cuestión que, en opinión de Madariaga, "habrá que evaluar, ya que por el momento la fortaleza de la economía navarra está fuera de toda cuestión".

Respecto al sector industrial, ha explicado que se aprecia un comportamiento positivo impulsado por la producción de turismos, con tasas de crecimiento de la producción industrial del 4,1% en términos anuales y que "únicamente" la caída del clima industrial es "la única señal que podría anticipar cierto deterioro, algo que aún parece prematuro al tenor de los valores de los indicadores manejados".

En cuanto al sector exterior, el representante de Laboral Kutxa ha precisado que muestra un "elevado dinamismo" con unas exportaciones que crecen a ritmos "muy elevados". En este sentido, ha puesto de manifiesto "la importancia de Europa para las exportaciones navarras, área geográfica que absorbe prácticamente el 70% de las ventas a otros países".

Según ha indicado, se observa "una nueva señal negativa" en la "leve" caída de las exportaciones al resto de países durante el tercer trimestre y que, a su juicio, "podría ligarse al deterioro del comercio global que viene apreciándose en lo que va de año".

En cambio, ha destacado que el sector servicios muestra en sus principales indicadores "la fortaleza de la demanda interna de la economía". Ha señalado que con la cifra de negocios creciendo a tasas elevadas, el índice de comercio recoge "cierta desaceleración", pero "con marcadas diferencias de comportamientos" respecto a España. Y ha detallado que "algo similar sucede en el sector del consumo, donde la tasa de crecimiento ha caído, aunque una cifra que sigue siendo razonable y coherente".

Sobre la economía española, Madariaga ha afirmado que mantendrá su fase de recuperación, pero que el ritmo de crecimiento disminuirá en torno a medio punto porcentual como media. Ha señalado, además, que con este crecimiento por encima del potencial de la economía, la tasa de desempleo continuará disminuyendo y el crecimiento de los precios "continuará su lenta convergencia hacia el nivel del 2% deseado por el Banco Central Europeo".

"EL DINAMISMO INTERNO DE LA ECONOMÍA NOS PROTEGE"

Por su parte, Xabier Egibar, director de Desarrollo de Negocio de Laboral Kutxa, ha remarcado que el año 2018 "está resultando un año positivo desde una perspectiva económica prácticamente a nivel global", si bien ha subrayado que "el escenario muestra cierto deterioro con respecto al bienio 2016-2017, que se está materializando en una desaceleración, quizá más acusada de la que se podía prever a comienzos del año".

Además, ha advertido de que "la situación política de la zona euro no permite ver un panorama despejado a los agentes económicos" y ha considerado que "las elecciones italianas, la debilidad de Ángela Merkel y Macron y las interminables negociaciones del Brexit no son sino algunas muestras de la complejidad del momento".

Según ha indicado, "todas estas cuestiones de alguna manera u otra terminan afectando a nuestro ámbito geográfico a través del sector exterior", aunque ha destacado que "afortunadamente para nosotros el dinamismo interno de la economía nos protege por el momento, de forma que las tasas de crecimiento únicamente verán mermadas algunas décimas por efectos de estos desarrollos".

POLÍTICA FISCAL Y PRESUPUESTOS

Por otro lado, preguntados por la política fiscal de la Comunidad foral, Joseba Madariaga ha afirmado que es "obvio que hay diferencias en la fiscalidad de las diferentes comunidades y en el conjunto del Estado", pero ha considerado que "esas diferencias a nivel macroeconómico no son significativas". "Si desciendes a nivel micro, obviamente ahí surge una disputa, pero desde un punto de vista a nivel macroeconómico no apreciamos diferencias que puedan implicar influencia negativa en la economía", ha señalado.

Además, ha manifestado que "el factor fiscal es relevante, pero no es el gran factor que hace que las empresas se ubiquen en un territorio". "Es uno de los factores, hay otros factores que son tan relevantes o más que ese como tener unas buenas infraestructuras o una mano de obra formada", ha alegado el representante de Laboral Kutxa.

Consulta aquí más noticias de Navarra.