Estadio de Vallehermoso
Estadio de Vallehermoso. AYUNTAMIENTO DE MADRID - Archivo

El estadio de Vallehermoso podría abrir a la actividad durante el segundo trimestre de 2019, ha informado este lunes el director general de Deportes del Ayuntamiento de Madrid, Javier Odriozola, en la comisión del ramo a una pregunta de la concejala del PP Carmen Castell.

"Las obras van a un ritmo adecuado", ha indicado Odriozola, que ha detallado que los trabajos del estadio tienen como fecha de finalización el 20 de marzo de 2019. En principio, los trabajos debía haber empezado en octubre de 2018.

El director general de Deporte ha criticado la intervención de la concejala del PP cuando "los grandes señores de la corrupción derribaron el estadio sin necesidad y lo mantuvieron ocho años con un agujero, el cráter de Chamberí, que daba vergüenza a Madrid".

La "diferencia abismal" entre el proyecto del estadio del PP y el de Ahora Madrid tiene como punto álgido que el de los primeros se presupuestó en 110 millones y el del Gobierno municipal actual en menos de 15 millones. "Que digan que es el mismo proyecto es folklórico", ha reprochado a los populares.

El 'agujero de Chamberí', como se le llegó a conocer popularmente, ha estado abandonado desde el año 2007 tras 46 años de vida. La construcción fue adjudicada a la constructora BECSA con un presupuesto de adjudicación de 13,3 millones de euros. El proyecto será realizado por el Estudio Cano Lasso Arquitectos, que se harán cargo también de la dirección de obra.

Sobre una extensión de 29.589 metros cuadrados, el nuevo estadio de atletismo estará formado por una pista de 400 metros de cuerda, ocho calles, pavimentación con material sintético con Certificado de Homologación 1 de la IAAF de primera calidad y gradas para 10.000 espectadores y tendrá una superficie construida de 3.810 metros cuadrados. El graderío será parcialmente cubierto y todos los espectadores podrán seguir las competenciones sentados.

Contará también con una recta cubierta de entrenamiento de 75 x 12 metros, en la que será una de las principales señas de identidad características de este nuevo equipamiento por su ubicación sobre las gradas y su peculiar arquitectura, sumado a una recta de 110 metros con nueve calles y dos colas sobresaliendo del anillo y una 'calle 10' de césped artificial, exterior al anillo de la pista, para rodadores de fondo.

La dotación dispondrá de pasillos dobles para concurso de saltos, pasillos y círculos de lanzamientos y demás equipamientos para la práctica de la competición de atletismo al aire libre sobre un campo interior de césped natural.

Conforme a la reglamentación de la Asociación Internacional de Federaciones de Atletismo y las directrices de la Real Federación Española de Atletismo, el estadio podrá organizar y albergar tanto competiciones internacionales como escuelas de promoción y del resto de competiciones municipales y federadas de la ciudad.

Consulta aquí más noticias de Madrid.