Teletrabajo
Un hombre 'teletrabaja' con su ordenador portátil. GTRES

Siempre se ha dicho que las nuevas tendencias de trabajo flexible y de coworking eran territorios exclusivos de millennials. Pero no. El 51% de los profesionales que trabajan a distancia han nacido antes de 1964, mientras que los millennials, nacidos después de 1980, representan el 49% restante, según datos de la empresa Spaces.

A su vez, los resultados de este estudio global muestran que la generación nacida antes de 1964 prioriza los beneficios de la productividad, mientras que aquellos nacidos después de 1980 prefieren los aspectos creativos y la oportunidad de nuevos proyectos.

Otros datos resultantes del estudio, realizado por esta compañía que ofrece espacios de trabajo para emprendedores y empresas, aseguran que el 67% de los millennials ven el trabajo flexible como una oferta para nuevas oportunidades de trabajo y de nuevos proyectos, mientras que sólo el 55% de los nacidos antes de 1964 opina así.

Sin embargo, la preocupación por estar en un ambiente de trabajo inspirador es mayor también entre los nacidos más allá de 1980 (67%), frente al 58% de los nacidos antes de 1964. Además, el 68% de los millennials piensan que las ubicaciones de trabajo a distancia ofrecen un entorno más creativo que una oficina regular, algo que solo opina el 55% de los nacidos antes de 1964.

Tras realizar un análisis adicional sobre lo que inspira a la productividad en el trabajo, el 23% de los millennials creen que contar con refrescos en la oficina sirve de ayuda, mientra que solo el 13% de los nacidos antes del 64 piensa de esa manera. Sin embargo, en lo que al WiFi se refiere, son éstos últimos los que piensan que es más importante (85%), ya que solo el 78% de los millennials lo considera importante.

Otro aspecto destacado por lo nacidos después de 1980 es la posibilidad de que el trabajo sea flexible y de que esto ayude a las empresas a contratar y retener talento (84%), algo que también piensan los nacidos después de 1964 (75%).