Codorniz, caza, cazar,
Codorniz, caza, cazar, Europa Press - Archivo

La Fundación Franz Weber y la asociación animalista Libera, a través de la campaña '#NoEsUnJuego', ha concluido que "la inmensa mayoría" de la ciudadanía gallega "prohibiría a los menores la caza", en concreto, el 92%. La iniciativa cuenta ya con 75.000 firmas en la plataforma para el cambio social 'Change.org'.

La encuesta fue realizada a pie de calle en diez municipios de la Comunidad gallega la pasada semana, a un total de 800 personas anónimas, coincidiendo con el inicio de la temporada de caza regular.

En un comunicado, los animalistas han explicado que la temporada de caza permite realizar batidas autorizadas los jueves, sábados, domingos y días festivos, dependiendo de la "modalidad" y de los permisos que pueda otorgar la Xunta por daños, "privatizando de facto más del 90% de la Comunidad".

Respecto al sondeo realizado, han apuntado que la distribución territorial otorga una "holgada ventaja" a la propuesta de "prohibir la participación de menores en acciones de caza", tal y como apoya el 92% de los encuestados -el equivalente a 736 personas-, que han respondido afirmativamente a la cuestión "¿considera que se debe prohibir la participación de menores en cacerías en Galicia?".

En este sentido, ambas organizaciones han recordado que la ley de caza de 2013 permite esta actividad a jóvenes a partir de los 16 años, acompañados por un adulto con licencia cinegética.

El sondeo se muestra poco polarizado, ya que solo el 1% -ocho personas- declara que "las cosas deberían seguir como están", según han señalado los animalistas, mientras que un 7% -56 encuestados- no respondieron o alegaron "un conocimiento insuficiente" sobre la materia consultada.

75.000 FIRMAS EN LA WEB

La campaña sigue sumando firmas en la plataforma 'Change.org', en donde la petición supera la cifra de 75.000 rúbricas, reclamando a la Xunta y a los partidos políticos que "eliminen la posibilidad de que menores puedan cazar, alegando no solo la inherente violencia y riesgos de la actividad, sino también el hecho de que son personas en pleno desarrollo psicosocial", tal y como han informado la Fundación Fraz Weber y Libera.

Por ello, entienden que la Xunta "debería adaptar su normativa a los tiempos y demandas sociales", y "mantener que personas menores de edad puedan portar armas y matar animales con práctica facilidad choca con los estudios que indican la necesidad de una educación en valores, ética y alejada de prácticas crueles".

FALTA DE INFORMACIÓN POR PARTE DEL SERGAS

Por otra parte, los colectivos también han informado de que esperan el informe de la Comisión de Transparencia de Galicia por la "negativa" del Sergas a "facilitar datos sobre el número de accidentes de caza producidos en la Comunidad gallega en los últimos años".

El departamento gallego de salud alegaba en su rechazo a esta solicitud de información que "la propuesta implicaba una gran carga de trabajo", mientras que los animalistas han advertido de que "la transparencia es fundamental" en este asunto.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.