Según ha informado el instituto armado en nota de prensa, el importe total de las compras ascendió a 19.570 euros y se realizaron en dos establecimientos de venta de muebles de Siero.

En concreto los dos detenidos están siendo investigados por delitos de usurpación de estado civil, estafa y falsificación de documentación. Con fecha 14 de junio la Guardia Civil tenía conocimiento de la existencia de unas ventas llevadas a cabo en una empresa de muebles del municipio de Siero las cuales se pudieran haber financiado de manera irregular.

La voz de alarma la dio un vecino de Avilés, a quien una financiera le reclamaba un importe de 4.797 euros por unas compras que él no había realizado.

Se trataba de dos compras de unos muebles llevadas a cabo supuestamente en un establecimiento de Meres-Siero en el mes de mayo.

Tras verificarse la existencia de esta transacción, y revisada la documentación existente en la empresa de la misma, se pudo constatar que el DNI aportado para la compra era la del denunciante, pero que la dirección que figuraba era falsa y que la cuenta bancaria vinculada a la compra no pertenecía a esta persona, sino a un vecino de Noreña, el cual tampoco tenía conocimiento del hecho.

La mercancía había sido recogida por una persona considerada en la empresa como "cliente habitual", pues recogía con asiduidad pedidos de muebles comprados en el establecimiento.

Siguiendo el hilo de este "cliente habitual", se pudo comprobar la participación de esta persona en más compras financiadas también de la misma manera, es decir, utilizando identidades y datos de otras personas sin su conocimiento, en algunos casos eran datos "apropiados" y en otras falsos.

Se daba también la circunstancia de que en todas las ventas, excepto en una, el vendedor era el mismo, pudiendo establecerse la existencia de connivencia entre ambos para realizar las financiaciones.

En todas estas operaciones se aportaban números de cuenta y documentación pertenecientes a personas cuyos titulares desconocían su utilización ilícita.

Para poder validar los créditos solicitados, aportaban números de teléfonos de líneas que previamente habían dado de alta, para que una vez que la financiera contactara con ellos, poder hacerse pasar por las víctimas y completar así el proceso de financiación.

De esta manera se han podido constatar un total de cinco financiaciones realizadas por un importe de 19.570 euros y de otra operación fallida debido a la negativa de crédito de la empresa financiera a las que se solicitó el dinero para la compra.

El 18 de julio se procedió a la detención de G.B.M., de 27 años y vecino de Langreo, como supuesto autor de cinco delitos de usurpación de estado civil al haber facilitado datos personales de terceras personas, cinco delitos de estafa por haber adquirido muebles con el consiguiente perjuicio patrimonial para las empresas afectadas y cinco delitos de falsificación en documento privado al haber participado datos falsos para la formalización de los contratos de compra-venta de muebles, estampando la firma de personas de manera ilícita.

Asimismo, se detuvo a M.F.G., de 36 años y vecino de Siero, como supuesto autor de cinco delitos de usurpación de estado civil (una en grado de tentativa), cuatro de falsificación en documento privado y otros cuatro de falsificación.

Los detenidos fueron puestos a disposición del Juzgado de Guardia de Langreo.

Consulta aquí más noticias de Asturias.