Cierran dos granjas ilegales con animales mutilados

Estaban en Alguazas. El Seprona ha decomisado 167 cabras, caballos y galgos en extrema delgadez, con cojera y ceguera. Incluso, gallos de pelea malheridos.
Un agente del Seprona de Murcia sostiene a uno de los gallos de pelea encontrados en una de las granjas ilegales de Alguazas.
Un agente del Seprona de Murcia sostiene a uno de los gallos de pelea encontrados en una de las granjas ilegales de Alguazas.

167 animales mutilados, ciegos, cojos y extremadamente delgados. Éste es el panorama que hallaron los agentes del Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil de Murcia en dos granjas clandestinas del municipio de Alguazas (a 10 minutos de Murcia), que fueron desmanteladas tras la operación Panteón.

En el transcurso de la operación, realizada la semana pasada en colaboración con la Dirección General de Ganadería de la Región, los agentes inmovilizaron 131 cabezas de ganado ovino y caprino a las que se había arrancado de la piel el chip de identificación y que, incluso, les costaba moverse.

También han sido decomisados tres caballos, trece galgos y veinte gallinas.

Las primeras investigaciones de los agentes llevan a pensar que los animales de la granja estaban destinados al sacrificio y venta en la clandestinidad.

Peleas de gallos

Además, en una de las instalaciones los agentes encontraron dos gallos de raza jerezana con signos de haber sido «peleados», por lo que su poseedor ha sido imputado por una presunta falta de maltrato cruel de los animales domésticos y por realizar espectáculos no autorizados.

Hace sólo un mes, la Guardia Civil desmanteló en Lorca otra explotación y un matadero cuya carne estaba destinada al consumo de ciudadanos musulmanes.

Otro de los casos más llamativos que realizó el Seprona ocurrió en marzo de 2006. Los agentes intervinieron a un vecino de Molina un tigre de 11 meses que paseaba, sujeto a una cadena, por Lorquí.

Comida para perros salvajes

Por si el panorama no fuera ya lo suficientemente desolador, la Guardia Civil halló en los alrededores de las dos explotaciones ilegales de Alguazas 50 cadáveres de ganado en estado de descomposición que habían comenzado a ser devorados por perros asilvestrados.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento