A la mujer se le investiga después de que agentes de la Guardia Civil conocieran a mediados de mayo, tras la denuncia de la víctima, que otra persona le comentó que se encontraba en una lista de deudores o morosos a nivel nacional, dándose cuenta entonces de que debía 480 euros por impago de factura a una empresa de televisión digital.

Todo ello, después de que la empresa al intentar cobrar los servicios y no poder, dio de baja el servicio contratado pero siguió reclamando la deuda a la que figuraba como titular en el contrato telefónico, en este caso, la víctima y posterior denunciante, según informó la Guardia Civil en nota de prensa.

Posteriormente, y tras las pesquisas policiales realizadas por la Guardia Civil, se recopilaron los indicios suficientes para relacionar a M.C.B.S. con los hechos, siendo investigada como presunta autora de los delitos citados y quedando a disposición del correspondiente Juzgado, en funciones de guardia, de Las Palmas de Gran Canaria.

Consulta aquí más noticias de Las Palmas.