Jesús Pérez Pérez
Jesús Pérez Pérez, abogado de uno de los miembros de La Manada EFE

Todas las partes implicadas en el caso de La Manada recurrirán la sentencia, tal y como han anunciado, después de que hayan sido condenados los cinco miembros a nueve años de cárcel cada uno por un delito de abuso sexual continuado y absueltos del delito de agresión sexual, robo con violencia o intimidación y de un delito contra la intimidad.

El abogado de la acusación particular, Miguel Ángel Morán, ha manifestado que está "decepcionado" con el fallo de la sentencia que la condena por abuso, y no por agresión sexual, no era lo que esperaba y ha anunciado que recurrirá.

Preguntado por cómo ha acogido la sentencia, ha señalado que "todavía no voy a hacer manifestaciones" y sobre si está tranquilo y era lo que esperaba, ha afirmado que "no". "Estoy decepcionado", ha aseverado.

Por su parte, la defensa de los acusados ha anunciado también que recurrirá la sentencia, ya que consideran que no se ajusta a derecho. El abogado defensor Martínez Becerra ha reconocido que "está satisfecho por el voto particular", ya que considera que le allana el camino al recurso y dice, además, "que no debió el tribunal haber introducido el agravamiento de prevalimiento porque no pudieron defenderse de él".

Aún así, la defensa de los acusados entiende que con la pena de un máximo de 9 años debería hacer que los cinco condenados salieran de prisión a la espera de los recursos. "Estos señores son inocentes", insiste su abogado.