Personados en el lugar, el presunto agresor manifiesta encontrarse solo en la vivienda, negando que hubiera ocurrido ningún suceso, según ha informado el Ayuntamiento en una nota de prensa.

Al facilitar a los agentes el acceso a la vivienda, aparece la mujer agredida, presentando lesiones en la cara y abundante sangre en la camisa. La mujer manifiesta haber sido agredida en otras ocasiones y no haberlas denunciado

por encontrarse en situación irregular en España.

La herida trasladada a un centro de salud para ser asistida y el presunto agresor fue detenido y trasladado a la Comisaría del Cuerpo Nacional de Policía, donde se instruyen las diligencias por un delito de violencia de género.