Industria aragonesa.
Industria aragonesa. GOBIERNO DE ARAGÓN

Esta tasa de crecimiento interanual es idéntica a la registrada para el conjunto de España (3,1 por ciento), y superior a la alcanzada por el conjunto de países de la Unión Europea (2,6 por ciento).

Durante los últimos tres meses del año, el Producto Interior Bruto aragonés ha crecido un 0,6 por ciento. Esta cifra es inferior en una décima a la del conjunto de España (0,7 por ciento) e idéntica al registro alcanzado por la media de la Unión Europea (0,6 por ciento).

Con los datos disponibles del cuarto trimestre del año, y a la espera de que el 23 de marzo el INE publique la Contabilidad Regional de España, se obtiene una primera estimación del crecimiento medio anual del PIB aragonés durante 2017, que situaría el avance interanual de la economía regional en el 3 por ciento, dos décimas por encima del dato registrado en el año anterior. Este registro es una décima inferior al anotado por España en 2017 (3,1 por ciento), pero seis décimas superior al crecimiento del conjunto de países de la Unión Europea (2,4 por ciento).

El avance del PIB aragonés estimado por el IAEST en el año 2017 (3 por ciento) es una décima superior a la previsión que el Gobierno de Aragón realizó el pasado mes de septiembre (2,9 por ciento), y se sitúa en línea con las predicciones realizadas por parte de los principales organismos y entidades externas que realizan labores de previsión regional, tales como Funcas (2,9 por ciento), Ibercaja (3 por ciento), CEOE Aragón (2,9 por ciento-3,1 por ciento), AIReF (3,1 por ciento) o BBVA (3,2 por ciento).

BUEN COMPORTAMIENTO DE LA DEMANDA INTERNA

Desde el punto de vista de la demanda, el crecimiento de la economía aragonesa se explica por el buen comportamiento de la demanda interna, que se ve apoyada por la contribución positiva del sector exterior, como ya sucedió durante los anteriores trimestres del año.

Los dos componentes básicos de la demanda interna (consumo e inversión) muestran un buen comportamiento. En concreto, el consumo de los hogares registraba en el cuarto trimestre del año un crecimiento interanual del 2,5 por ciento, dato dos décimas inferior respecto al anterior trimestre (2,7 por ciento) y misma tasa que la anotada por el conjunto de España.

De esta forma, la evolución del consumo de los hogares en Aragón sigue manteniendo una senda de crecimiento destacada, reflejando la prolongada mejora del mercado de trabajo regional, la mayor facilidad de acceso al crédito gracias a la política monetaria expansiva implementada por el BCE y el ahorro que supone los contenidos precios del petróleo.

En relación a la formación bruta de capital fijo, sus dos pilares principales se comportan de forma destacada durante el último cuarto del año. La inversión en bienes de equipo ha acelerado su evolución en términos interanuales hasta el 8,7 por ciento, dato superior al crecimiento registrado en el trimestre precedente (4,9 por ciento) y ocho décimas superior a la evolución mostrada por la media nacional en el mismo periodo (7,9 por ciento).

Por su parte, la inversión en construcción se ha acelerado también hasta el 6,1 por ciento, avance un punto y ocho décimas superior al dato del tercer trimestre del año (4,3 por ciento), y también por encima del registro alcanzado por la media española (4,8 por ciento).

Con los datos disponibles en materia de sector exterior se observa como la demanda exterior neta continuaría con la tendencia positiva mostrada a lo largo de todo el ejercicio y su contribución el crecimiento aragonés durante el cuarto trimestre de 2017 sería de nuevo positiva, como consecuencia de un mejor comportamiento de las exportaciones durante el período.

En un contexto de aceleración general de los flujos comerciales regionales, las exportaciones de bienes y servicios han crecido en Aragón un 12,1 por ciento anual entre octubre y diciembre, frente al crecimiento del 10,4 por ciento interanual de las importaciones.

SECTORES PRODUCTIVOS

Desde el punto de vista de la oferta, en el último trimestre del 2017 todos los sectores productivos de la economía aragonesa han presentado de nuevo tasas de crecimiento anuales positivas.

Liderando el crecimiento aragonés durante el cuarto trimestre del ejercicio se encontraría la industria manufacturera aragonesa, que ha acelerado su crecimiento hasta el 6,5 por ciento anual en el cuarto trimestre de 2017, dato superior en tres décimas al registrado en el tercer trimestre del año (6,2 por ciento), y un punto y ocho décimas por encima de la media nacional (4,7 por ciento).

En segundo lugar, figura el sector de la construcción, que ha crecido un 5,5 por ciento en tasa interanual, un punto y tres décimas superior al avance experimentado en el tercer trimestre de 2017. Este dato se sitúa ligeramente por encima de la media española durante el período (5,4 por ciento).

Por su parte, el sector primario, que engloba las actividades de agricultura, ganadería, silvicultura y pesca, ha alcanzado un ritmo de crecimiento positivo del 3,4 por ciento interanual, dato cuatro décimas superior al anotado en el tercer trimestre del año (3 por ciento). Este avance de la agricultura a nivel regional es superior también al incremento que registra la media nacional en el mismo periodo (2 por ciento).

Finalmente, se sitúa el sector servicios, que ha anotado un crecimiento anual del 2,1 por ciento, dos décimas por debajo del dato del trimestre precedente. Este incremento es inferior a la tasa media registrada por el conjunto del país que fue del 2,5 por ciento anual.

La principal rama del sector servicios (Comercio, Transporte y Hostelería) ha registrado durante el último trimestre del año en Aragón un crecimiento del 2,4 por ciento anual, inferior en una décima al dato anotado en el acumulado de julio a septiembre.

Consulta aquí más noticias de Zaragoza.