Felpeto
Felpeto JCCM

El consejero de Educación, Cultura y Deportes, Ángel Felpeto, ha ofrecido datos del último informe de inserción laboral de la Formación Profesional en Castilla-La Mancha correspondiente al curso 2015-2016, indicando que de 9.122 alumnos que titularon en estas enseñanzas, más del 27 por ciento consiguió trabajo.

Un dato que, según las estimaciones del consejero, "se acercará al 50 por ciento en el informe del curso 2016-2017 y llegará a niveles previos a la crisis una vez se ponga el marcha el III Plan de FP", ha informado la Junta en nota de prensa.

Durante sus declaraciones, el consejero de Educación, Cultura y Deportes ha explicado que Castilla-La Mancha tiene puestos en marcha en este curso escolar 2017-2018 un total de 212 proyectos de FP Dual, 18 más que el pasado, en los que participan en torno a 3.000 alumnos y alumnas.

PRÁCTICAS EN SOLÁN DE CABRAS

Además, Felpeto ha avanzado la autorización de siete proyectos nuevos de Formación Profesional Dual que beneficiarán a más de 30 alumnos de la región, de los que cuatro se van a desarrollar con la empresa Solán de Cabras y los otros tres con empresas de Albacete y Toledo.

Así lo ha asegurado antes de la firma del convenio entre la Consejería de Educación, Cultura y Deportes y la empresa Aguas Solán de Cabras para colaborar en el desarrollo de proyectos de Formación Profesional Dual, en un acto en que ha estado acompañado del delegado de la Junta en la provincia de Cuenca, Ángel Tomás Godoy; y la directora de Personal de la Unidad de Aguas Mahou-San Miguel, Carmen Martínez.

La colaboración con la empresa Solán de Cabras, que se ha formalizado mediante este convenio, está enmarcada dentro del conjunto de actuaciones que tienen como objetivo establecer vínculos más estrechos entre el

ámbito educativo y el sector empresarial de la región, con el fin de mejorar la competencia profesional de nuestro alumnado, su inserción laborar, y el aumento de la competitividad del tejido empresarial.

Para el consejero de Educación, este convenio "supone un reconocimiento al esfuerzo que se realiza para mejorar la calidad del sistema de FP en el ámbito educativo, traducido en el interés cada vez mayor que demuestran las empresas en incorporar titulados de Formación Profesional, además de un incentivo en su esfuerzo por conseguir la titulación en los estudios elegidos, ya que les permite visualizar de una manera clara su incorporación al mundo laboral".

La colaboración propuesta se articula en base a un proyecto de Formación Profesional Dual, que para el curso 2017/2018 contempla la participación de un total de cuatro alumnos de Formación Profesional.

Por su parte, Carmen Martínez ha destacado que "en Mahou-San Miguel y Solán de Cabras llevamos más de 225 años vinculados a Castilla-La Mancha y, más concretamente, a Cuenca y a Beteta, un largo periodo que demuestra nuestro compromiso con el entorno y con la sostenibilidad de nuestros recursos". En este sentido, ha dejado claro que este convenio refuerza esta relación "mostrando nuestra firme determinación por seguir trabajando junto a las instituciones y los ciudadanos de esta provincia para contribuir a su desarrollo".

El proyecto se desarrollará en la planta embotelladora de la empresa Solán de Cabras, ubicada en la localidad de Beteta (Cuenca), en el periodo comprendido entre abril y noviembre-diciembre de 2018.

Durante el mismo, el alumnado propuesto realizará las actividades formativas íntegramente en la empresa. Para compensar los gastos del alumnado y como incentivo a su aprendizaje, la empresa Solán de Cabras desarrollará un programa de becas para el alumnado participante, cuya cuantía será de unos 700 euros.

Consulta aquí más noticias de Cuenca.