Gil y Serrato de Podemos
Gil y Serrato de Podemos PODEMOS

El diputado andaluz por Málaga y portavoz de Podemos en la Comisión del Salud, Juan Antonio Gil, ha afirmado que "es necesario para cubrir necesidades que el hospital no satisface, sencillamente porque no son sus funciones, servicios que la comarca está demandando y que no recibe".

Asimismo, Gil ha mostrado su sorpresa porque la Consejería de Salud "no haya decidido construirlo todavía, teniendo en cuenta que la propia Junta es la propietaria de estos terrenos y que se encuentran en una localización óptima, cerca del nuevo hospital".

En este punto, ha temido que "sean ciertos los rumores" de los que se ha hecho eco la Plataforma por el Hospital de Ronda de que la Administración andaluza pretende "dar un pelotazo especulativo con este solar y venderlo a una multinacional hotelera".

Al respecto, Gil ha especificado que es necesario que el Sistema Sanitario Público de Andalucía dé respuesta a "esa anciana que vive sola y que necesita atención después de haber sido operada y dada de alta; a ese niño de un pueblo de la Serranía con una enfermedad rara, que necesita estar conectado a una máquina cuatro o cinco horas a la semana y tiene que venir a Málaga capital; o las personas en situación terminal que por necesitar cuidados especializados no pueden quedarse en sus domicilios", ha asegurado.

En concreto, ha incidido con esta Proposición no de Ley se quiere enfocar este centro en Ronda "como la experiencia pionera" para crear, posteriormente una red de estos recintos a nivel andaluz, por lo que se pide realizar una modificación presupuestaria en las cuentas andaluzas de 2018 para que se comiencen las obras de este centro en la comarca de Ronda "lo antes posible".

Por su parte, el coordinador del equipo provincial de Podemos Málaga, Alejandro Serrato, ha recalcado que esta comarca "reúne una serie de condiciones de pobreza, dispersión geográfica y de población envejecida que hacen indispensable" un centro de estas características.

Además, ha continuado Serrato, "porque la Junta dispone de los terrenos óptimos, los del antiguo hospital comarcal, que están a tan sólo cuatro kilómetros del nuevo, a donde podrían trasladar sin grandes dificultades a los usuarios cuando necesitaran asistencia médica o diagnóstica".

Como datos, ha afirmado que la Serranía de Ronda es una de las comarcas "más deprimidas económicamente" de Andalucía, con una renta per cápita un 13 por ciento inferior a la media de la comunidad y con una tasa de desempleo del 30 por ciento.

Además, la población "es eminentemente rural y vive repartida en pequeñas poblaciones muy dispersas y mal comunicadas, donde se tarda una hora y media para llegar a los hospitales de referencia de Málaga capital. También es una zona con una población muy envejecida, donde el 50 por ciento supera los 50 años y un tercio de estas personas viven solas".

"La construcción de este tipo de recintos supondría también un alivio para las cuentas del SAS, ya que el coste es menor que el de una hospitalización, y además crearía empleo en la zona", ha agregado Serrato.

Los centros públicos de atención sociosanitaria están destinados a dar respuesta a las personas que necesitan una serie de cuidados y atenciones sociales y sanitarias, más o menos prolongadas, que no siempre son susceptibles de ser prestadas en sus domicilios, bien por razones médicas, familiares o de organización asistencial, y para quienes tampoco los hospitales de agudos son los más indicados para prestar este tipo de asistencia.

En concreto, se trata de usuarios que padecen dolencias crónicas o derivadas de su avanzada edad o discapacidad; los que precisan de convalecencias prolongadas, los que padecen procesos terminales, trastornos mentales, o simplemente los que se hallan en situación de dependencia y precariedad socioeconómica o familiar.

Consulta aquí más noticias de Málaga.