Presentación de la memoria de TEA
Presentación de la memoria de TEA CEDIDA

cultural que incluye más de una quincena de exposiciones.

Así lo ha avanzado este jueves en rueda de prensa el presidente del Cabildo, Carlos Alonso, quien ha señalado que el décimo aniversario de TEA "será un momento realmente importante, ya que este centro se ha convertido en un referente de la cultura en la isla".

Además de ello, destacó que los retos marcados por TEA se enmarcan en la Estrategia Tenerife 2030 del Cabildo.

"Lo que TEA propone y lo que TEA realiza está muy vinculado a esta estrategia que trabaja, desde la educación, la cultura o la innovación, para mejorar la capacitación y la formación y que nos dará las herramientas y la posibilidad de vivir en un mundo más abierto", agregó Carlos Alonso.

"TEA ocupa un lugar central en esta estrategia", subrayó, al tiempo que valoró la existencia y la labor que se lleva a cabo en los Espacios TEA, "espacios descentralizados que permiten que el arte se pueda llevar a diferentes puntos de la isla" y que promueven una actitud creativa entre la ciudadanía del entorno en el que están localizados.

Durante el acto, en el que Carlos Alonso anunció que en las próximas semanas se lanzará una convocatoria pública para seleccionar a la dirección artística del centro, el director insular de Cultura, José Luis Rivero, detalló algunos de los datos más significativos de la memoria de 2017.

"TEA registró la visita de 81.987 personas durante el pasado año y en este tiempo se realizaron 17 exposiciones, se llevaron a cabo 210 actividades (entre proyecciones, estrenos, conciertos, cursos, talleres, seminarios o conferencias) que lograron atraer a 24.433 personas y se ofertaron doce convocatorias públicas, dotadas con un total de 461.000 euros. De este modo, TEA continúa apostando por el talento de quienes desde Canarias trabajan en los diferentes campos de las artes visuales", recordó.

Rivero destacó además que 50.571 personas visitaron las exposiciones de TEA e indicó que las muestras más vistas este año que acaba de tocar a su fin fueron Óscar Domínguez en Checoslovaquia (8.916 personas se acercaron a conocer esta propuesta), Luz. La sombra del tiempo, de Amparo Sard (con 5.722 visitas) y Crisis? What Crisis? (una colectiva que fue vista por 4.488 personas).

A estas le siguieron Emed_IMG (un proyecto de Área 60 que tuvo 4.163 visitas) y Tierra de sombras, de Roger Ballen (que atrajo la atención de 4.008 visitantes).

También añadió que durante 2017 se proyectaron dentro de la programación estable de cine de TEA -que tiene lugar de viernes a domingo- 52 películas.

Estos trabajos, que se proyectan en versión original con subtítulos en español, fueron vistos por un total 17.100 espectadores. Además de ello, 4.384 personas asistieron a las otras 41 proyecciones programadas a lo largo de 2017.

Asimismo, el número de visitas que registró Área 60, espacio por el pasaron 10.524 usuarios, así como los 1.456 especialistas que hicieron uso de la Biblioteca de Arte.

OSCAR DOMÍNGUEZ

Por otra parte, José Luis Rivero adelantó el programa expositivo del centro para este año -que arrancó la semana pasada en Área 60 con Contra la piel- y que incluye una serie de exposiciones con las que se propiciará un mayor conocimiento de los fondos de la Colección de TEA, la reivindicación y visibilización de la producción artística femenina, la difusión de la obra de Óscar Domínguez, el apoyo al arte emergente y las relecturas sobre el arte canario.

En la mayoría de los casos se trata de producciones de TEA aunque están previstas varias colaboraciones y coproducciones con otros museos y centros de arte, como en el caso de la muestra Espacio P. 1981-1997, coproducida por TEA con el CA2M de Móstoles (Madrid) y la LABoral (Gijón); y la exposición dedicada a la fotógrafa Yapci Ramos, coproducida por TEA y por el CAAM y con la colaboración de Casa África en Canarias.

Durante la presentación de la memoria de TEA, tanto Carlos Alonso como José Luis Rivero, destacaron la que fue una de las grandes apuestas del centro en 2017: El Espacio MiniTEA, un lugar desde el que niños y familias pueden disfrutar del arte y de la creatividad con total libertad.

El MiniTEA, que triplicó este pasado año su espacio, también registró un aumento significativo de visitantes (más de un 50 por ciento más que el año anterior), con 11.122.

"El MiniTEA ayuda a crear nuevos públicos, nuevos creadores", manifestó Alonso quien anunció que a lo largo de este año las acciones que se desarrollan en este espacio se podrán también disfrutar en otros municipios de la isla.

MÁS DE 3.000 ESCOLARES

Además de ello, valoró otro de los programas desarrollados por el Departamento de Educación de 'TEA, Un artista viene a vernos', un proyecto educativo y cultural que llevará el arte contemporáneo a centros escolares públicos de Tenerife de la mano de diferentes creadores.

También TEA ofreció el año pasado una amplia y variada programación educativa en la que participaron 3.092 escolares.

En este acto se recordaron las doce convocatorias lanzadas por TEA en 2017, entre las que cabe reseñar la destinada a los profesionales del sector audiovisual (dotada con 300.000 euros).

José Luis Rivero remarcó que todas estas convocatorias se realizaron en régimen de concurrencia competitiva, de acuerdo con los principios de objetividad, transparencia, igualdad y no discriminación, y que cada una de ellas fue resuelta por una Comisión de Valoración integrada por diferentes profesionales del sector artístico de contrastada experiencia.

Más de 60 personas formaron parte de estos jurados encargados de seleccionar a los participantes y beneficiarios de los diferentes programas.

Asimismo, detalló Rivero que en 2017 nacieron nuevos programas de TEA, nuevos proyectos que tendrán continuidad durante este año como son Un/a artista viene a vernos, Dispositivo Vórtice, Casa Velázquez, Omnia y el Laboratorio de Acción.

FOTONOVIEMBRE

Además, en el ámbito de las decisiones tomadas por el Consejo de Administración de TEA, Rivero subrayó el hecho de que creara la Comisión Consultiva en Materia de Adquisiciones y la Comisión Consultiva de Defensa de la Obra de Óscar Domínguez.

También se recordó en este balance la celebración de Fotonoviembre, bienal dirigida en esta decimocuarta edición por Gilberto González, protagonizó la programación de TEA durante los últimos meses del año.

Varias exposiciones de calado, colaboraciones de prestigio, autorías internacionales y un impacto territorial diseminado por toda la isla, han sido algunas de las características definitorias de una edición que ha contado con la influencia de su nueva dirección artística.

Junto a las acciones programadas por TEA, el centro fue la sede de varios acontecimientos culturales de notable importancia como el Mercado de las Artes Performativas del Atlántico Sur (MAPAS), la segunda edición del Festival Índice (una apuesta por la promoción y el fomento de la lectura y la escritura), Conectores. Prácticas culturales en contexto o Travesías, un programa de mediación y formación cultural, a través del cual se ofrece a los profesionales y agentes culturales diferentes herramientas para ayudar a activar la cultura local.