Joan Manuel Serrat
Joan Manuel Serrat, en rueda de prensa desde Buenos Aires. EFE

Serrat lleva horas siendo uno de los temas más comentados en Twitter... y también uno de los más criticados. El motivo no es otro que el boicot que un grupo de usuarios quiere llevar a cabo contra el documental Serrat, el noi de Poble Sec que va a emitir este martes por la noche a las 21.55 horas el canal autonómico TV3.

Este documental forma parte del espacio Sense ficció, que ha preparado un especial sobre uno de los referentes de la música catalana. Y por ello, algunos usuarios independentistas han llamado a boicotear la cinta, consiguiendo gran repercusión en la red de microblogging. Hay quien le llama "traidor" y "unionista" e incluso piden que se emita en su lugar uno sobre Lluís Llach, diputado de Junts pel Sí en la anterior legislatura además de cantautor, "siempre fiel al pueblo y lengua catalana". 

Piden, concretamente y al grito de "traidores al agua", que se apaguen los televisores para no ver al de Barcelona, les indigna esta suerte de homenaje al músico. "Serrat empezó a cantar en castellano cuando perseguían la lengua catalana y no le contrataban", escribe un usuario en Twitter.

Todo parece indicar que el documental hace un repaso de la infancia y la juventud de Serrat a través de una conversación con el cantautor y cronista barcelonés Lluís Permanyer. El documental, que ha sido producido para Televisió de Catalunya, no llega a una hora.

Esta no es la primera vez que el catalán recibe críticas de este tipo. A finales de septiembre hubo quien le tildó de fascista por unas declaraciones sobre el referéndum del 1-O. Entonces dijo que la consulta no era "transparente" y que no podía "representar a nadie". Días más tarde se defendió desde Buenos Aires. "Los que me llaman fascista desconocen el fascismo [...] Espero que el tiempo nos ayude a superar estas circunstancias y sobre todo la actitud de los dirigentes".