En un comunicado, el Ayuntamiento de Arrasate ha indicado que durante el 2017 en más de 20 ocasiones el municipio ha amanecido con pintadas "de carácter político creando malestar entre los propietarios de

establecimientos y vecinos, que han visto cómo sus fachadas son reiteradamente ensuciadas".

A ello ha añadido que el presente ejercicio ha comenzado con el Casco Viejo "lleno de pintadas realizadas durante la pasada nochevieja", algo ante lo cual ha mostrado su "total rechazo e indignación". "El derecho a la libre expresión comienza por el respeto a los demás y a los espacios públicos", ha afirmado el Gobierno local.

Tras apuntar que en 2017 ha recibido más de una veintena de solicitudes ciudadanas y de copropietarios de viviendas para que se limpien las pintadas de las fachadas de sus establecimientos y de sus viviendas, ha destacado los "numerosos esfuerzos" que está realizando para poner en valor el "atractivo arquitectónico y patrimonial" de la localidad.

Finalmente, el Ejecutivo local ha realizado un llamamiento público y

al resto de los partidos políticos que componen la Corporación municipal, para que "colaboren en la concienciación, responsabilidad de todas aquellas personas que trabajan por mantener el pueblo en buenas condiciones".

Consulta aquí más noticias de Guipúzcoa.