Las carreteras cortadas al tráfico, ninguna de la red principal, están afectadas por acumulación de nieve y son la DSA-191 en Candelario (Salamanca), la SG-112 en Riofrío de Riaza (Segovia) y la BU-820 en Pineda de la Sierra (Burgos).

Además, se necesitan cadenas para circular por la LE-233 y 234 en Prioro y la LE-126 en La Baña, en la provincia de León, junto a la SA-203 en La Alberca (Salamanca).

Por su parte, los densos bancos de niebla merman la visibilidad en numerosos tramos de carreteras, muchas de la red principal, como es el caso de la A-62 en Cavia, A-1 en Aranda de Duero, AP-1 en Briviesca y A-231 en Padilla de Abajo, en Burgos; la A-6 en Santiago de la Valduerna, Quintanilla de Combarros y Ponferrada; A-231 en Viloria de la Jurisdicción, AP-66 en Valverde de la Virgen y la A-66 en Cembranos, en León; A-52 en Camarzana de Tera, en Zamora, o la A-15 y N-234 en Soria.

En la provincia de Valladolid, los bancos de niebla obligan a extremar la precaución en la conducción en la N-610 en Villafrades de Campos y en la N-601 en La Mudarra.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.