Gran Hermano
Los cuatro finalistas de Gran Hermano, en un montaje fotográfico. TELECINCO

Toda revolución tiene un principio, un desarrollo y un final, y la de Gran Hermano no es una excepción. El reality de Telecinco celebra esta noche su final (22.00 h) con cuatro concursantes optando a llevarse los 300.000 euros del ya famoso maletín, por el que han aguantado dentro de la casa más de tres meses.

Esta ha sido una de las ediciones del concurso más singulares, quizá haciendo honor a ese Revolution que llevaba por nombre. Todos los años se celebra en Holanda una reunión en la que las productoras de los países donde se hace Gran Hermano ponen en común novedades, giros y nuevas ideas para el formato. La española destaca por ser de las más innovadoras y este año no ha sido diferente.

La casa de Guadalix abrió sus puertas con nada menos que 100 concursantes dentro y la primera gala arrancó con dos días de rodaje del concurso. A esto se le sumó una novedad no tan bien recibida: la ausencia de un canal 24 horas, algo que los fans del formato reclamaron con insistencia. Finalmente, la vida en directo regresó a Gran Hermano y sí hubo 24 horas.

No ha sido la mejor edición en lo que audiencias se refiere para el reality por excelencia, acostumbrado al liderazgo desde que se estrenara GH1 en el año 2000. La dispersión de los espectadores pasa factura a todos y Gran Hermano marcó varios mínimos históricos de audiencia, aunque ha seguido siendo líder de su franja de emisión con un promedio del 14,2% de cuota de pantalla y 1.472.000 espectadores.

Por este 'GH' han pasado además varios rostros conocidos Los jóvenes de 13 a 24 años (con un 20,2% de cuota) y de 25 a 34 años (19,6%) son los más fieles a eso de seguir los devenires de los concursantes y las galas semanales y es en Asturias (23,9%), Canarias (22%), Andalucía (16,9%) y Euskadi (16,5%) donde más se ve el programa.

Pero la convulsión más penosa llegó con el supuesto abuso sexual que una de las concursantes, Carlota Prado, pudo sufrir –el caso no se ha judicializado por falta de voluntad de la concursante– por parte de quien era su pareja sentimental en el concurso, José María López, que fue expulsado por la organización.

Las tramas de esta edición han dejado varias relaciones sentimentales (y sexuales), una convivencia sin demasiadas tensiones ni broncas y una gran traición –como la han vivido los fans del formato– entre dos de los finalistas: Rubén y Hugo.

Por este GH han pasado además varios rostros conocidos: Carlos Lozano, Kiko Rivera, Aly Eckmann e incluso Belén Esteban (en una fugaz aparición navideña) han estado dentro de la casa.

Esta noche en la gran final el ganador llegará al plató en un coche especial y se podrá ver una actuación en directo del cantante Juanes. La edición terminará, en palabras del Súper, Floren Abad, "como empezó": en la nave donde entraron los 100 candidatos iniciales.

Una de las preguntas cruciales de este final es cuándo volverá Gran Hermano. Todo apunta a que el concurso se tomará un descanso, como ya ha hecho en otras ocasiones. Su presentador, Jorge Javier Vázquez, no descartaba su regreso, a la vez que reconocía en la revista Lecturas que "sería de idiotas pensar que no tengo nada que ver con los bajos datos", a pesar de lo cual diría que "sí" a volver a presentarlo.

Una final ya casi decidida

De los cuatro concursantes que llegan a la final de Gran Hermano Revolution, hay ya un claro ganador. Los últimos «porcentajes ciegos» conocidos reflejan que habría un finalista con casi el 50% de los votos, un segundo en torno al 20% y los otros dos con un 17% y un 15% aproximadamente.

  • Hugo Martín. El uruguayo (43) reside en Palma de Mallorca. Ha sido uno de los favoritos de esta edición. Sus únicas alianzas, Maico y Rubén, se han vuelto contra él en las últimas semanas.
  • Christian Gabaldón. Valenciano de 29 años, su paso por la casa de Guadalix se ha distinguido por un perfil bajo y conciliador. Su gran pesar ha sido convivir con la china Yangyang.
  • Yangyang Huang. Esta china de 30 años lleva 10 viviendo en Lanzarote. Sus compañeros no han entendido lo que consideraron un excesivo espíritu de servicio y amabilidad.
  • Rubén Valle. El gallego (21) ha sido el más activo en cuanto al sexo, con dos compañeras, Aly y Miriam. Autor de la gran traición de la edición, al que fue su inseparable Hugo.