El director de la CIA , Michael Hayden, admitió este miércoles que su agencia debió mejorar sus esfuerzos por informar al Congreso sobre la destrucción de cintas que mostraban tácticas coercitivas de interrogatorios a presuntos terroristas.

Hayden acudió por segundo día al Congreso para rendir cuentas sobre la destrucción de las cintas en 2005, realizadas tres años antes y en las que figuraban dos presuntos miembros de la red terrorista Al Qaeda.

Zubayda ha dicho que fue sometido a asfixia simulada por parte de agentes de la CIA

"Creo que es justo decir que, particularmente cuando fueron destruidas las cintas, nosotros pudimos haber mejorado muchísimo nuestra comunicación" con los comités del Congreso que ahora investigan el asunto, dijo Hayden.

Frustración por la decisión de la CIA

El jefe de la Agencia Central de Inteligencia (CIA) dijo que sabía de la existencia de las cintas antes de asumir el cargo, pero no antes de que fueran destruidas, en 2005. Los vídeos muestran los interrogatorios realizados en 2002 a Abu Zubayda y Abd al-Rahim al-Nashiri.

Zubayda, ahora detenido en la base naval de EEUU en Guantánamo (Cuba), ha dicho que fue sometido a asfixia simulada por parte de agentes de la CIA.

La Casa Blanca insiste en que EEUU no tortura

El presidente del Comité de Inteligencia de la Cámara Baja, el demócrata Silvestre Reyes, y el republicano de mayor rango en ese comité, Peter Hoekstra, expresaron su "frustración" con la decisión de la CIA de no informar al Congreso sobre sus acciones.

La Casa Blanca insiste en que EEUU no tortura y que los interrogatorios se han realizado "dentro del marco legal".