Así lo ha anunciado este miércoles el director ejecutivo de red de rutas de Vueling, Manuel Ambriz, en una rueda de prensa en Palma. De este modo, la aerolínea aumentará un 25 por ciento la oferta hasta los 2,4 millones de asientos entre marzo y octubre.

Por otro lado, el nuevo avión supondrá de forma permanente un incremento de plantilla de 23 puestos de trabajo directos más, además de empleos indirectos en handling, mantenimiento y otras áreas del aeropuerto.