La mayoría de las denuncias de la pasada noche y madrugada por beber en la calle se formularon en la zona de ocio de la capital. De hecho, 22 de las denuncias se produjeron sobre las 2.30 horas de la madrugada de este viernes que en la calle Pizarro, colindante a la Plaza de Cañadío.

Las cuatro restantes tuvieron lugar sobre las 21.30 horas de ayer, jueves, en el parque de las Carolinas, situado detrás del Hotel Escuela-Las Carolinas, en la zona de General Dávila.

La denuncia por la fiesta en el local se produjo sobre las 1.10 horas en la zona de la Cuesta de la Atalaya, donde hubo quejas de los vecinos por molestias por los ruidos en tono elevado procedentes de un local donde se estaban celebrando una fiesta.

CONDUCTOR DETENIDO

Por otra parte, la Policía Local detuvo también de madrugada, sobre las 4.10 horas, al conductor de un turismo que sufrió un siniestro en la zona del Paseo Pereda y que superó en más del doble la tasa de alcohol.

Fue sometido a la prueba de la alcoholemia tras salirse con su vehículo de la vía y chocar contra una isleta y dos señales verticales, según ha informado en un comunicado la Policía de Santander.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.