El decano de Cogiti Cádiz, Domingo Villero, ha expresado su "gran satisfacción por que se haya concluido todo el proceso político y participativo construido sobre unos cimientos" que desde el colegio han aportado, "evaluando cómo se consume la energía eléctrica en los hogares que desde Asuntos Sociales fueron seleccionados y cuáles eran las necesidades básicas de potencia en dichas viviendas".

Cabe recordar que el trabajo realizado y sufragado íntegramente por este colectivo profesional (ingenieros técnicos industriales) se ha centrado en identificar las necesidades básicas y asignarles las necesidades técnicas para hallar un justiprecio a un producto netamente solidario. En definitiva, "que los recursos económicos que se vayan a destinar solidariamente desde Eléctrica de Cádiz puedan llegar de una manera más justa y equitativa a los hogares más necesitados. Ése ha sido el objetivo del trabajo técnico" realizado, ha resaltado Villero.

Además, ha indicado que se les lanzó el reto y lo han "aceptado, solucionado y pagado. La gran satisfacción es que a partir de ahora sirva de manera clara para ayudar a la ciudadanía de Cádiz. Ello pone de manifiesto que la cooperación entre la administración y el colegio profesional puede ser muy fructífera en muchos aspectos que redunden en beneficio para la sociedad, lo cual, precisamente, es lo que nos mueve", ha sentenciado Villero.

Cogiti Cádiz ha asegurado que fue en 2016 cuando desde el Ayuntamiento de Cádiz lanzó el reto a colegio de "confeccionar un trabajo técnico de calidad",

que ha servido de base a Asuntos Sociales para tener criterios objetivos para la decisión de cómo implementar el bono social de la manera más justa y eficiente para el ciudadano.

En este sentido, los ingenieros técnicos de la ciudad colaboraron con el Consistorio para estipular la medida del mínimo vital básico de energía que necesita una familia para contenerlo en el bono social a través de un trabajo que ha durado varios meses, con 50 estudios realizados en 50 viviendas distintas señaladas desde Asuntos Sociales del Ayuntamiento de Cádiz en colaboración con la Mesa de la Pobreza Energética, separando consumos estructurales y básicos para una vida digna de aquellos que pudieran ser prescindibles.

Asimismo, Cogiti Cádiz ha felicitado al ingeniero José Antonio Muñoz y a su equipo, que fueron los ganadores de la licitación, "por su gran trabajo y la gran implicación que han tenido".

Consulta aquí más noticias de Cádiz.