El profesional Manolo Mallol, bombero asignado a la extinción del incendio forestal de Gátova, entre Valencia y Castellón, ha subido un vídeo a Facebook en el que reclama la limpieza de los montes y muestra su mal estado y que acumula ya unas 850.000 visualizaciones.

"Me hace gracia tanta hipocresía, los mensajes de la gente pidiendo apoyo...", comienza diciendo el bombero mientras camina muy cerca de la zona quemada, mientras reclama que "los gobiernos proteccionistas del monte que vengan aquí a pasar por el medio de estas zarzas, de estas carrascas para llegar al foco del incendio y cuando el incendio se coge que te ayuden a salir de dentro".

El trabajador propone que "a la gente que está en el paro cobrando 400 euros que les den 800 y que vengan a limpiar el monte aunque sea media jornada" porque se debe trabajar "en la prevención, porque cuando esto se quema se quema todo y con un poco de suerte no salimos escaldados los bomberos".

"Porque nos gusta proteger el monte dejando que sea el puto infierno, así nos va", expone Mallol, que acaba su vídeo, tras mostrar el incendio y la zona arrasada, haciendo un llamamiento a los "gobiernos ecologistas, venid aquí a echar una mano, gracias".

Isabel María Llorente, ingeniera forestal, ya aseguraba en 20 Minutos hace meses que "se invierte más en extinción que en prevención". "En España se aprovecha solo entre el 30 y 40% del crecimiento de la madera. Somos el segundo país con mayor superficie forestal después de Suecia, la superficie forestal crece a un ritmo del 2,19% y la media europea es de un 0,5%, pero tenemos muchos de nuestros montes abandonados".

"Tenemos que ser más conscientes de la importancia de cuidar los montes, no solo con prevención directa como cortafuegos y limpieza, sino también haciéndolos rentables y con mayores apoyos institucionales a los propietarios privados", exponía la experta.

"Se trata de aprovechar la madera para que no se acumule biomasa que actúa como polvorín y que hace que aumente la extensión de los incendios", hacía ver Llorente.