Según fuentes de la Comandancia, las gestiones se realizarán, a través de los agentes del Seprona, en "una doble vertiente", por un lado tratarán de investigar los incendios intencionados y quemas no controladas producidos durante el año 2016, con el fin de detectar posibles patrones delictivos.

Y, en paralelo a ello, el Instituto Armado reformará la prevención de los incendios mediante "un control más exhaustivo de todas aquellas actividades agrícolas y ganaderas que puedan acarrear un aumento del nivel de riesgo de los incendios".

Asimismo, ha recordado que "es labor de todos salvaguardar la riqueza medioambiental" y, para ello, ha instado a que en caso de "observar cualquier tipo de conato o indicio de incendio", los ciudadanos no duden en llamar a los servicios de atención 24 horas de la Guardia Civil (062) o al servicio de emergencias 112.

Consulta aquí más noticias de Salamanca.