Así, según ha informado el responsable de Acción Sindical de esta organización, Juan Cordero, "hemos logrado que las patronales del sector -Fedama y AMA- acepten las mejoras económicas que hemos defendido a lo largo de casi dos años y medio de negociación". Concretamente, una subida de un 3,6 por ciento en términos generales y la inclusión de la cláusula de revisión salarial. En total, si el preacuerdo es finalmente aprobado, se podrán beneficiar de estas medidas unos 3.500 trabajadores de un millar de empresas en la provincia.

El convenio colectivo de automoción finalizó su vigencia en diciembre de 2014. Desde entonces, han sido numerosos los intentos de acercamiento para negociar un nuevo convenio entre patronal y sindicatos. Según ha explicado Cordero, "al principio tuvimos muchas dificultades porque nos decían que o renunciábamos al cómputo anual de horas trabajadas o no se negociaba nada del convenio. Es decir, trabajar más horas al año".

"Echar eso abajo nos llevó bastante tiempo, aunque al final se consiguió, así que podemos estar contentos porque le vamos a decir a los trabajadores que vamos a seguir trabajando las mismas horas", ha detallado.

El representante sindical ha resaltado que la revisión salarial fue "otro tema que nos ha costado también conseguir, pero que finalmente lo hemos logrado". "Ha habido mucho enfrentamiento porque la patronal quería que no hubiese revisión salarial. Esto finalmente no ha sido así, hemos conseguido mejorar esa propuesta, haciendo referencia a la situación del IPC, que era nuestra reivindicación principal", ha explicado.

Las mejoras económicas que finalmente han aceptado las patronales del sector de automoción consisten en la subida salarial de un 2,1 por ciento para el 2017 y de un 1,5 por ciento para el año 2018. En total, se trata de una subida salarial en términos generales de un 3,6 por ciento.

Respecto a la cláusula de revisión salarial, para este año será en todo lo que el Índice de Precios del Consumo (IPC) europeo supere el uno por ciento y para el próximo año, todo lo que el IPC supere el 1,5 por ciento.

Por ello, ha explicado Cordero, "tenemos suficiente material para un principio de acuerdo que plasmaremos por escrito la próxima semana y haremos una asamblea de trabajadores para explicárselo y que ellos nos den su opinión".

Por último, ha informado de la desconvocatoria de la concentración de este miércoles pero se mantiene la de la próxima semana, prevista el 5 de abril ante la sede de la Federación de Empresarios de Automoción de Málaga (Fedama).

Consulta aquí más noticias de Málaga.