Visto para sentencia el juicio contra el español acusado de matar a David Bernat en Tailandia

  • Artur Segarra se enfrenta a una condena de pena de muerte.
  • El cuerpo de Bernat, de 39 años, fue encontrado descuartizado en el rio Chao Praya de Bangkok el 4 de febrero de 2016.
  • El acusado siempre ha negado su participación en el crimen.
Artur Segarra es conducido al juicio por el asesinato de su compatriota David Bernat en Bangkok, Tailandia.
Artur Segarra es conducido al juicio por el asesinato de su compatriota David Bernat en Bangkok, Tailandia.
EFE

El español Artur Segarra, único acusado del asesinato de su compatriota David Bernat en Bangkok, negó hoy haberlo matado y aseguró ser víctima de una trampa en la que implicó a su exnovia, la tailandesa Pritsana Saen-ubon.

Segarra reiteró su inocencia -negar su participación en la muerte de David Bernar ha sido su estrategia hasta el momento- durante el último día del juicio oral que quedó visto para sentencia en un tribunal en la capital tailandesa.

El acusado reconoció ante el juez haber salido a tomar unas copas con Bernat el 19 de enero del año pasado, cuando desapareció la víctima.  Segarra expuso, no obstante, que pasada la medianoche regresó solo a su domicilio, lo que contradice la investigación policial que apunta a que ambos llegaron juntos al apartamento que el presunto asesino tenía alquilado en la avenida Rama 9, donde tuvo lugar el asesinato.

La Policía adujo la semana pasada que las cámaras de seguridad del interior del citado edificio no funcionaban y por eso sólo cuenta con imágenes de la presunta llegada de los dos españoles montados en la motocicleta de Segarra, quien conducía.

El acusado negó que fuera él la persona que muestran las imágenes de la investigación y señaló que hay cámaras que "funcionaban" en la entrada del bloque, el ascensor y en su pasillo.

Durante su alegato, Segarra describió a Bernat como una persona a la que le gustaba la "fiesta, las drogas y las chicas" y que era "uno de los mejores clientes" de Pritsana, que ejercía la prostitución.  La tailandesa, según Segarra, le pidió el número de su cuenta bancaria y luego le avisó de la llegada de al menos cinco transferencias de dinero, que según la investigación pertenecía a Bernat.

El acusado admitió que se personó en una oficina de la entidad para retirar efectivo y preguntar de "dónde" venía el dinero, al presuntamente desconocer la procedencia de los fondos.

Secuestrado, retenido y asesinado

La Policía cree que Segarra secuestró a su compatriota con el móvil de extorsión y robo, y lo mantuvo retenido entre los días 20 y el 26 de enero de 2016 antes de asesinarle y deshacerse del cadáver.

El español dijo al juez que estuvo durante todo el día del 21 y hasta la mañana del 22 junto a Pritsana en su apartamento. Esta, sin embargo, dijo en su declaración del pasado 16 de diciembre que Segarra le pidió que se quedara en el piso de una amiga durante los citados días porque venía a Bangkok un amigo del español.

Segarra también señala que fue Pritsana quien insistió en alquilar una casa en el norteño distrito de Minburi, donde se encontraron pertenencias del acusado.

Durante la vista, el español dijo "no reconocerse" en más de un centenar de fotografías con las que la policía documenta las pesquisas y aseguró que el "no compró" la sierra mecánica con la que supuestamente se descuartizó a la víctima. La Fiscalía dice contar con pruebas de ADN, huellas y grabaciones suficientes para sostener la culpabilidad del español en 13 delitos, entre ellos el asesinato premeditado, cuya sentencia máxima es la pena capital.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento