El repartidor del polémico vídeo del 'caranchoa' alega ante el juez que temía ser robado

  • El empleado agredió a un conocido 'youtuber' alicantino dedicado a grabar bromas con cámara oculta que le acababa de llamar "caranchoa".
  • La Fiscalía pide una multa de 120 euros por lesiones para el presunto agresor.
  • La defensa del 'youtuber' justifica que este tipo de bromas es lo que le pide su "medio millón de seguidores".
Momento de la agresión al 'youtuber' Granbomba, junto a la herida de su cara.
Momento de la agresión al 'youtuber' Granbomba, junto a la herida de su cara.
YOUTUBE

El repartidor de paquetería que, supuestamente, agredió a un conocido youtuber dedicado a las bromas con cámara oculta que le acababa de llamar "caranchoa" ha alegado este jueves en un juicio celebrado en Alicante que reaccionó de esa manera al temer que pudiera estar siendo víctima de un robo.

La fiscalía ha solicitado para el presunto agresor, Ricardo Osorio, el pago de una multa de 120 euros por un delito leve de lesiones, mientras que el abogado de la víctima, el youtuber llamado Mr. Granbomba, ha reclamado que la multa sea de 180 euros y una indemnización para su cliente de 300 euros.

En su declaración, el youtuber, Sergio Soler, ha justificado que colgara en Internet el vídeo de la agresión, que se convirtió en viral, con el argumento de que este tipo de bromas es lo que le pide su "medio millón de seguidores".

Por su parte, la defensa del repartidor ha pedido al juez la absolución de su cliente tras invocar la atenuante de obcecación y la eximente de legítima defensa.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento