Todos los puertos han visto aumentado el volumen de tráfico excepto Maó, que ha disminuido en un 4% respecto a 2015. Alcúdia y Eivissa son los que más crecen con un tráfico un 18% superior al del anterior ejercicio mientras que al puerto de Palma y de la Savina le corresponde un 8% y un 9% más respectivamente.

Las cifras recogidas en tráfico de mercancía general -referida a bienes de consumo- que ha pasado en 2016 por los 5 puertos de Interés General de las Baleares es de 11,5 millones de toneladas, un 10% más que en 2015, según informa Ports de Balears.

Alcúdia crece en un 18%, Eivissa 13%, la Savina 11% y Palma un 9%. Maó vuelve a ser el único puerto que no crece disminuyendo un 5% su volumen de tráfico respecto a 2015.

Si nos referimos a graneles sólidos -carbón, grano, sal y materiales de construcción- vemos cómo Eivissa, Palma y Alcúdia aumentan su volumen de tráfico con un 145%, 29% y 21%, mientras que Maó y la Savina disminuyen en un 38% y un 14% el tráfico de estos materiales en comparación con el ejercicio anterior.

Por último, los graneles líquidos -combustibles- muestran una subida en el volumen de tráfico en el puerto de Eivissa (33%) y Maó (4%) y un retroceso en los puertos de Palma (5%) y Alcúdia (14%).