Los daños ocasionados por las lluvias torrenciales registradas en el municipio durante este fin de semana ascienden a 7,3 millones de euros, según se desprende de una primera valoración realizada por el Ayuntamiento.

Los mayores problemas se han producido en la red de carreteras locales, calles y avenidas y en instalaciones deportivas, sanitarias, viviendas y centros municipales.

También han sido cuantiosos los problemas provocados por el temporal en parques y jardines, redes hidráulicas e infraestructuras de electricidad y tráfico, así como la movilización extraordinaria de los servicios de limpieza viaria.

En cuanto a las carreteras, se han registrado daños por importe de casi 3,8 millones de euros, de los que 1,7 corresponden a 25 calles y plazas de la ciudad y algo más de 2 millones de euros en viales de pedanías, donde ha sido necesario llevar a cabo tareas de limpieza de barro, señalización de incidencias, reparación de pavimentos, reperfilado de cunetas y refuerzo de taludes. Una de las intervenciones más significativas se realizó en Algezares, donde fue necesario efectuar reparaciones de emergencia de muros en las calles Rambla y Galileo.

AVERÍAS EN CONDUCCIONES HIDRÁULICAS Y 153 INMUEBLES MUNICIPALES

En cuanto a las incidencias registradas en las infraestructuras hidráulicas, la previsión inicial sitúa los costes producidos en algo más de 475.000 euros. En total, se han contabilizado lances en conducciones de abastecimiento, roturas en colectores y problemas en estaciones depuradoras.

El más significativo fue la ruptura de un colector en la carretera de Santa Catalina y los problemas de la red de abastecimiento en pedanías del Campo, además de la limpieza en diversas depuradoras, también en la misma zona. Asimismo, se produjo una rotura en el colector general de saneamiento de Alquerías, pendiente aún de valoración.

Casi 1,5 millones de euros es la valoración inicial de daños sufridos en 153 edificios municipales. En concreto, en 70 colegios -con un coste de 295.000 euros-, en 8 consultorios -23.300 euros-, 40 centros municipales, ya sean culturales, juveniles, administrativos o sociales -525.000 euros-, 31 viviendas -561.000 euros- y 4 cuarteles de Policía -43.500 euros-.

En cuanto a parques y jardines, se movilizaron 6 equipos formados por 12 operarios, manteniendo en situación de preaviso permanente a 40 trabajadores más, empleando 2 camiones pulpos y 2 cestos elevadores de 21 metros y varios vehículos furgón.

Los trabajos desarrollados para paliar los daños, que ascendieron a 857.000 euros, consistieron en la detección de arbolado volcado o con incidencias recibiendo avisos en el teléfono emergencias, policía local, bomberos o ciudadanos; y la señalización y acotado de zonas de actuaciones.

Asimismo, consistió en la tala de ejemplares que por peligrosidad o volcado generaban un peligro para personas o bienes de la ciudad; en la retirada de material resultante de la tala y retirada a vertedero autorizado; y en la adecuación de la zona y apertura de nuevo del paso por las zonas verdes.

En total, se han llevado a cabo 64 actuaciones correctivas sobre arbolado y 198 intervenciones generales sobre jardines.

Los daños sufridos en las instalaciones deportivas suponen 543.000 euros. En la mayor parte de los casos, causados por arrastres de barro y roturas encubiertas y pavimentos en 15 pabellones, 3 vestuarios y campos de fútbol.

Los servicios extraordinarios realizados en limpieza viaria entre el 17 y el 20 de diciembre han supuesto un coste de 214.000 euros. El dispositivo ha estado formado por 715 peones, conductores y encargados de brigadas, que han empleado 221 vehículos y han reemplazado 47 contenedores.

El temporal de lluvia motivó 150 avisos -sobre todo el domingo- por averías eléctricas por importe de 29.400 euros, de los cuales 41 fueron en la ciudad. Entre las más significativas destacaron las intervenciones en los centros de mando de la C/ Isaac Albéniz y la C/ Condestable, donde ardieron las acometidas que tuvieron que ser reemplazadas por un nuevo tendido, y un siniestro en la Avda. Juan Carlos I, a la altura de la Senda de Granada, donde un vehículo colisionó contra una farola de alumbrado derribándola.

Tres reguladores que forman parte de la infraestructura de regulación, control e información del tráfico se vieron afectados por la intensa lluvia. En este caso, la valoración de daños sufridos se estima en 15.000 euros.

Consulta aquí más noticias de Murcia.