Iñigo Errejón y Pablo Iglesias
Los dirigentes de Podemos Iñigo Errejón y Pablo Iglesias, en el debate de investidura en el Congreso EUROPA PRESS

El secretario Político de Podemos, Íñigo Errejon, ha defendido este jueves que el trabajo del partido en las instituciones y su presencia a pie de calle son perfectamente compatibles, por lo que no observa ninguna contradicción entre ser "transversales" y al mismo tiempo "radicales", tal y como insinuó ayer el número uno de la formación, Pablo Iglesias, que aclaró que Podemos se somete al debate de "si debe abandonar el populismo o no".

"Podemos es una formación que aspira a reconstruir el pueblo y eso se hace desde las instituciones, demostrando que somos útiles; y aquí en la calle defendiendo a la gente", ha remarcado Errejón tras participar en una protesta de los trabajadores del telemárketing. " No existe contradicción", ha asegurado, entre ambas posturas, ya que se trata de "caminar con un pie en cada uno de los dos lados".

Podemos aspira a reconstruir el pueblo desde las instituciones y en la calleIglesias reconoció el miércoles que el momento de "abandonar" el populismo es cuando se "llega a gobernar" y, como no ha sido posible llegar a un acuerdo con el PSOE, a Podemos le toca ahora seguir "cavando trincheras".

"No hay la menor contradicción entre la transversalidad y la radicalidad, solo pueden ir de la mano", ha insistido Errejón, que no observa ninguna crisis en el debate interno en su partido entre él mismo e Iglesias que cree, les hace "más fuertes".