El euro ha registrado un nuevo máximo histórico frente al dólar al establecer su cambio en 1,4166 dólares.

"El euro se fortalece, no por méritos de la economía europea, si no por deméritos de la economía americana". Son palabras de Miguel Ángel Alonso Neira, profesor titular de Economía Aplicada I de la Universidad Rey Juan Carlos de Madrid.

Alonso explica las razones por las que el euro ha batido el récord frente al dólar y los posibles peligros que acarrea esta subida.

1. "No es mérito del euro. Es demérito del dólar"

"Por un lado, el hecho de que se marque el récord es que el sector financiero, en lo referido a las hipotecas, se ha desplomado de forma repentina. Es algo que se veía venir, pero que se pensaba que sería más paulatino", nos confirma el profesor.La segunda causa de este récord está "el déficit exterior norteamericano: Estados Unidos es uno de los países con una acumulación de déficit externo más fuerte".

El desplome de las hipotecas se veía venir, pero se pensó que sería más lento

En último lugar, encontramos el hecho de que "la política de Bush no ha sido coherente con la del anterior presidente. Clinton logró un equilibrio presupuestario con el que Bush ha ido acabando". Este tercer factor, sin embargo, "sería el menos importante".

2. "El fortalecimiento del euro es una mala noticia"

"La economía europea no es una economía fuerte", señala Miguel Ángel Alonso. "Presenta unos fundamentos económicos que no son nada buenos, pero los americanos son peores", prosigue. "El fortalecimiento del euro es una mala noticia", sin embargo, puesto que "el sector europeo no es nada competitivo y, cuanto más fuerte es la moneda, resulta más difícil de exportar". Es cierto, según el economista, que esta subida "ayudará a contener las presiones inflacionarias del exterior" y las "importaciones que realiza Europa no serán tan caras". Sin embargo, "hay una incongruencia", puesto que la política del Banco Central Europeo (BCE) "ha sido inflacionaria en los últimos años", lo que desencadena "el episodio actual de las hipotecas".

3. "Nos castiga y no tenemos capacidad de reacción"

Miguel Ángel Alonso confirma que la fortaleza del euro perjudica a Europa ("el sector europeo no es nada competitivo"), y concreta que pese a que "para Alemania es un problema importante, España es uno de los países que más lo va a acusar". Los grandes problemas para España es que "se ha invertido poco en I+D, las estructuras económicas necesitan ser reforzadas y es necesario flexibilizar los sectores" para lo que, propone, Si las podría "ahondarse en las liberalizaciones y privatizaciones".

Si las cosas van muy mal, la economía puede salir dañada

"España ha basado su crecimiento en el sector interno (la construcción y el consumo) pero la subida de las hipotecas va a forzar el ahorro, frenará el consumo" y nos hallaremos en una situación en la que "el sector exterior no nos va a ayudar". Además, "si las cosas van muy mal, la economía puede salir dañada" advierte el economista, porque "el euro nos castiga y no tenemos capacidad de reacción".

4. "No debería seguir apreciándose"

Los economistas, afirma Alonso, no creen que "esta situación" vaya a prolongarse. "El euro no debería seguir apreciándose", aunque "podría pasar", razón por la que las autoridades deberían adoptar medidas. "Europa no puede permitirse el lujo de ver cómo su moneda se va apreciando", reitera el profesor, ya que "sólo en el caso español, el sector exterior nos resta casi un punto de crecimiento" en una situación que se reproduce en otros países, aunque "no tanto como en España".