Imagen de Javier Lamas junto a su robot 'Dumy'
Imagen de Javier Lamas junto a su robot 'Dumy' CEDIDA

Este joven, con formación en electrónica, programación y diseño, y también de forma autodidacta, explica en una entrevista a Europa Press que la idea no surgió para centrarse en un grupo de personas en concreto, sino que ayudará de forma generalizada a todos los miembros de la familia.

'Dumy' mide 80 centímetros y pesa 2,5 kilos, y al funcionar solo por voz, es accesible a todo el mundo, lo que facilita la vida a las personas mayores, niños, personas con movilidad reducida e invidentes.

En el caso de los más pequeños, 'Dumy' les puede ayudar a hacer los deberes, pues lleva una conexión directa con el 'Wikcionario' o la 'Wikipedia', de forma que le pueden hacer preguntas y él va a leer directamente una respuesta de estos medios, por ejemplo.

Además, es capaz de contar cuentos, de jugar a ciertos juegos, tanto con su aplicación como a juegos cotidianos como el escondite. Más que nada porque lleva un dispositivo de reconocimiento facial y sabe en cada momento con quién habla y quién es quién, explica su creador.

Este robot también acompañará a las personas mayores teniendo simulaciones de conversaciones con ellos y avisará a parientes en caso de que surja algún inconveniente, como una caída o una alteración brusca del ritmo cardíaco.

Lo hará a través de una pulsera o a través de una llamada a un familiar o directamente a emergencias, en caso de que digamos alguna palabra clave que tengamos preconfigurada en 'Dumy', todo por voz.

Además, es capaz de mantener una simulación de conversación utilizando tecnología AIML, un lenguaje que permite construir frases a raíz de las que uno le pronuncia al robot, de forma que "siempre habla en coherencia con la conversación que tengamos con él, conjugando y distinguiendo los verbos, nombres o colores", señaló Lamas.

PROTEGE Y CONECTA EL HOGAR.

'Dumy' también puede evitar accidentes domésticos gracias a sus sensores para detectar fuego, humo y calidad del aire, o proteger el hogar debido a que tiene la capacidad de moverse y de reconocer el entorno a través de una cámara 360º que lleva incorporada, con la que es capaz de detectar dónde está en ese momento.

Para proteger nuestras casas, este robot puede permanecer en el modo de 'vigilancia del hogar' mediante una palabra clave cuando estamos fuera. "Así, si nota cualquier movimiento fuera de lo normal o aparece alguien dentro de casa sin que haya nadie en ese momento, te avisará a través de la aplicación que lleves instalada en el móvil o en la tablet", indicó Lamas.

Abrir y cerrar ventanas o persianas, encender y cambiar de canal el televisor, hacer el café o simplemente avisar de que el pastel del horno está hecho son otras de las funciones que tiene el robot.

"Todo eso son añadidos que uno tiene que comprar en su hogar. 'Dumy' simplemente tiene una aplicación con la que va a reconocer todos los mecanismos inalámbricos instalados en casa mediante pequeñas configuraciones que hay que hacer a través de él", matizó el programador.

Este robot es posible gracias a la electrónica que hay en la actualidad y a lo fácil que es adquirirla, al igual que ocurre con la domótica, reconoce Javier Lamas. "Antes la domótica era poco accesible, económicamente inalcanzable para mucha gente; hoy día existen los enchufes inteligentes o las bombillas por conexión inalámbrica a precios muy reducidos", precisa.

Por este motivo, 'Dumy' es capaz de realizar estas funciones utilizando la conexión Wifi, bluetooth, 4G e IRD para conectarnos directamente con todos los mecanismos.

'Dumy' está en preventa desde el pasado viernes en la plataforma internacional "Indiegogo ( https://www.indiegogo.com/projects/dumy-the-best-family-robot/x/14701892#/ )

"con un descuento del 40 por ciento con la oferta especial de lanzamiento de 50 unidades a 439€ y

entrega aproximada en el domicilio en marzo de 2017.

El precio del pack básico para cualquier persona que quiera comprarlo es de 580 euros (con el descuento del 40%). Luego hay diferentes packs que vienen, por ejemplo, con una estación de carga inalámbrica con la cual cada vez que 'Dumy' detecte menos del 10 por ciento de carga en sus baterías irá automáticamente a cargarse en la estación.