Incendio en Soutomaior
Un vecino ayuda para sofocar el incendio que se ha declarado esta tarde en el ayuntamiento pontevedrés de Soutomaior, en la parroquia de Arcade. EFE

Dos incendios forestales siguen este viernes con la denominada 'situación 2' —con riesgo para la población— activada en Porto do Son (A Coruña), donde han ardido unas mil hectáreas; y en Arbo (Pontevedra), con 1.515 hectáreas calcinadas. Según ha informado la Conselleria de Medio Rural, este nivel de alerta ha sido desactivado y estabilizado en el municipio pontevedrés de Crecente, donde se han calcinado 200 hectáreas afectadas, . 

Por otro lado, también siguen activos —aunque sin riesgo—dos fuegos en Laracha (parroquia de Montemaior), que afecta a unas 20 hectáreas, y otro en Laza (Toro) que alcanza las 50 hectáreas. 

Así lo ha informado la Consellería do Medio Rural sobre la situación de los incendios hasta las 13,30 horas y ha señalado que se encuentran estabilizados los de Cercedo, que afecta a más de 20 hectáreas, Santiago, con unas 800 hectáreas quemadas; Avión (Ourense); y dos en Soutomaior.

En concreto, los de Arbo, Porto do Son y Santiago de Compostela constituyen los tres primeros grandes incendios de este verano, al superar las 500 hectáreas cada uno quemadas.

Por su parte, están controlados los fuegos de Cee; los de las parroquias de Viascón y Tenorio en Cotobade; Mondariz y Caldas de Reis. Mientras, ha quedado extinguido el registrado en Cotobade (Viascón) y Pontevedra (Lérez).

En concreto, Medio Rural ha explicado que sigue decretada la 'situación 2' en el incendio iniciado en la parroquia de Baroña, que también afecta a las de Xuño y Caamaño, en Porto do Son por la proximidad del fuego a núcleos habitados. No obstante, ha indicado que la zona afectada de la parroquia de Baroña, donde había sido evacuado un camping, está controlada desde las 14,49 horas del jueves.

Las estimaciones sitúan la superficie quemada en unas mil hectáreas. Mientras, el incendio de Arbo sigue activo, con la 'situación 2' activada, desde el jueves el incendio en la parroquia de Mourentán de Arbo, donde han quedado calcinadas unas 1.515 hectáreas.

También se mantiene la 'situación 2' en el incendio de la parroquia de Albeos en el municipio pontevedrés de Crecente, donde han ardido unas 200 hectáreas desde el jueves. Asimismo, siguen activos los incendios de Laza (Ourense), en la parroquia de Toro, que alcanza las 50 hectáreas; y otro en Cerdedo (Pontevedra), que supera las 20 hectáreas en la parroquia de Quireza.

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ha informado además de que la superficie quemada en Galicia en lo que va de año ronda las 8.800 hectáreas, de las que, aproximadamente, un total de 6.000 han resultado calcinadas en los últimos tres días y medio: el martes, el miércoles y el jueves. En concreto, la mitad de estas 8.800 hectáreas quemadas en lo que va de año se atribuyen a sólo cuatro incendios, concretamente a los registrados en los municipios de Arbo, Crecente y Soutomaior (Pontevedra) y Porto do Son (A Coruña).