'Brexit'
Partidarios del 'brexit' con banderas junto al parlamento británico. GTRES

El presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, ha insistido en iniciar "de inmediato" las negociaciones para hacer efectiva la salida de Reino Unido de la UE y no dilatar el inicio del proceso hasta octubre, como pretende el Gobierno británico.

"Los británicos decidieron que quieren salir de la Unión Europea, así que no tiene ningún sentido esperar hasta octubre para intentar negociar los términos de su salida", ha firmado Juncker en una entrevista con la televisión pública alemana ARD. "Me gustaría comenzar de inmediato", ha apostillado.

Juncker ha asegurado que la UE mantendrá un "planteamiento razonable" en las negociaciones para la salida de Reino Unido de la UE. "No es un divorcio amistoso, pero tampoco ha sido una historia de amor idílica, de todas formas", ha argumentado.

Anteriormente, Juncker y el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, habían expresado que "lamentan" pero "respetan" la decisión británica de abandonar el bloque comunitario, si bien ha advertido de que la UE permanecerá "unida en su respuesta".

"Es una situación sin precedentes, pero estaremos unidos en la respuesta", han indicado en una declaración conjunta. La Unión Europea ha querido subrayar así que "la Unión de 27 seguirá" adelante, porque es el marco adecuado para el "futuro político común" y porque se mantendrá "fuerte" y defenderá "los valores fundamentales de promover la paz y el bienestar de la gente".

"Espero del motor franco-alemán una toma de posición muy clara. Quisiera que para todo el mundo quedara claro, (sea) evidente y necesario que el proceso de incertidumbre en el que entramos no dure demasiado", ha explicado el jefe del Ejecutivo comunitario, tras leer ante la prensa y eurofuncionarios la declaración pactada con Tusk, Schulz y Rutte.

En el texto, los jefes de las instituciones europeas han pedido a Londres que haga efectiva la decisión de los británicos "lo antes posible", por "doloroso" que pueda ser el proceso, con el objetivo de lanzar rápidamente las negociaciones que permitan llevar a cabo la separación.

Por otro lado, en una entrevista publicada este sábado en el diario alemán Bild, Juncker ha descartado que el brexit pueda reforzar el poder del eje París-Roma-Madrid en detrimento de Berlín. "Al igual que Reino Unido apenas condicionaba la UE hasta ahora, tampoco la liderará en el futuro otro trío", asegura Juncker al ser interrogado por esta posibilidad.

De hecho, considera que, en el nuevo contexto de una europa de 27 miembros, a Alemania le tocará probablemente ejercer "un papel aún más importante".

Además, el presidente de la CE reconoce su temor a que el brexit provoque una oleada de consultas en la UE para preguntar a la ciudadanía sobre su deseo de permanecer en el bloque. Sin embargo, en una comparecencia este viernes ante la prensa, Juncker rechazaba el argumento de que exista un riesgo de contagio en otros Estados miembros y que la consulta británica sea el principio del fin para el proyecto europeo". Respondió con un escueto "no" a la pregunta de si ve posible ese escenario y rechazó atender más preguntas.

Tras el resultado del referéndum en Reino Unido no se puede descartar que "los populistas no desperdicien ninguna oportunidad para difundir su política antieuropea con mucho ruido", advirtió el veterano político conservador luxemburgués.

No obstante, Juncker se mostró convencido de que el "acoso" del populismo euroescéptico tendrá poco recorrido, ya que "pronto" se demostrará que "a Reino Unido le iba mejor dentro de la UE, a nivel económico, social y en política externa". El presidente de la CE descartó además que la respuesta al "brexit" sea más o menos Europa, y apostó por aprovechar la situación creada para mejorar.