Al menos quince personas resultaron heridas durante la inauguración de un centro comercial de productos electrónicos en Berlín, al desatarse el pánico entre las 5.000 personas que se encontraban en el establecimiento.

En el centro comercial Alexa, en pleno Alexanderplatz berlinés, los ávidos consumidores hacían cola desde la medianoche del miércoles, dispuestos a hacerse con las primeras ofertas.

Se desató el pánico en las salidas de emergencia

En torno a la una de la mañana, y según informaciones de los bomberos, se desató el pánico en las salidas de emergencia.

Los empujones para intentar salir se tradujeron en desmayos, la ruptura de una puerta de cristal, con los consiguientes cortes, lo que obligó a la policía a cerrar los accesos del centro comercial durante algunas horas, en concreto hasta las cinco de la mañana, en que fueron reabiertos.