La vicepresidenta segunda y consejera de Economía, Comercio e Innovación, María Dolores Aguilar, mantuvo ayer un encuentro con representantes de la empresa Bioenergética Extremeña 2020, que construye una
planta de biodiésel en la localidad pacense de Valdetorres que será una realidad en octubre y que prevé una producción anual de 250.000 toneladas de combustible.

Este proyecto lleva consigo una inversión de más de 40 millones de euros y la creación de 35 puestos de trabajo, según informó la Junta de Extremadura.

También se obtendrá glicerina, lubricantes y tinta vegetal para impresoras

Durante el encuentro, celebrado ayer martes en Mérida, los representantes de la empresa mostraron a la vicepresidenta segunda de Extremadura la evolución de las obras de la planta de biodiésel, que se encuentran "a punto de finalizar".

En las instalaciones de Valdetorres se tratará el aceite para convertirlo en biodiésel con tecnología austriaca. También se obtendrá glicerina, lubricantes y tinta vegetal para impresoras.

Un nuevo proyecto

Junto a esta actuación, los mismos promotores han puesto en marcha Bioalcoholes Extremeños para la construcción de una planta de bioetanol en la misma localidad. Esta central producirá 125.000 toneladas anuales de complemento para gasolina a partir de maíz, trigo, cebada y alcohol vínico.

En este contexto, ambas partes han analizado la realidad del sector, con los factores favorables y posibles obstáculos que puedan encontrarse en la primera fase de funcionamiento.

CONSULTA AQUÍ TODAS LAS NOTICIAS DE BADAJOZ