El portavoz de Agricultura del PSdeG, Pablo García, ha reclamado a la Xunta que, como socio del proyecto lácteo de Lasurgal (al que aporta 3,6 millones de euros), recoja la producción a 50 granjas de la cooperativa Codegui a las que Leche Celta ha dejado de hacerlo.

Ésta es una de la serie de iniciativas sobre el agro que el PSdeG ha presentado en el Parlamento gallego y que han sido dadas a conocer este lunes en rueda de prensa por el diputado Pablo García, quien ha denunciado inacción del Ejecutivo de Alberto Núñez Feijóo en esta materia, que "ni le preocupa, ni ocupa".

Así, Pablo García ha cargado contra el "fracaso" del acuerdo lácteo del pasado mes de septiembre, del que "ya nadie espera nada" y que "se da por finiquitado".

Prueba de ello, ha puesto la situación de 50 ganaderos de la Terra Cha, que forman parte de la cooperativa Codegui y que deben vender su producción para leche en polvo a "15 céntimos el litro", muy por debajo del precio de mercado, de forma que emplaza a que actúe de "forma inmediata" para hacerse cargo de esa leche a través de Lasurgal.

Y es que ha apuntado que esa actuación debería ser "un trámite" para la Xunta tras la "propaganda" sobre la importancia del proyecto de Lasurgal y las "varias fotos" que se hicieron los conselleiros de Industria y Medio Rural con esta iniciativa.

CATASTRO

Otra de las propuestas que ha presentado el PSdeG insta a la Xunta a que demande al Ministerio de Hacienda a que las explotaciones ganaderas y agrícolas deben seguir teniendo exenciones tributarias en sus construcciones y fincas, debido a sus particularidades, para que no se vean afectados por la regularización catastral.

El objetivo es que la gente del campo no tenga que pagar el impuesto de bienes inmuebles (IBI) por construcciones que tienen un valor de mercado "nulo" como pueda ser un galpón o almacenes.

De hecho, llama la atención sobre que "los metros cuadrados" no pueden ser "el único baremo" para pagar impuestos, sino que pide que se siga unos criterios razonables y no se apliquen cargas "añadidas" a la "delicada" situación de las explotaciones.

Al respecto, recuerda que la ley permite aplicar una tasa sobre el valor de entre el 0,3% y el 0,9% y señala que los ayuntamientos tienen margen para aplicar bonificaciones de hasta el 90%.

Además, ha apuntado la incidencia en que "muchísimos hijos de ganaderos" está excluidos de becas de estudios, porque no se pueden solicitar ayudas cuando la suma de los valores catastrales de fincas rústicas supere los 13.130 euros, por lo que pide que se tengan en cuenta las particularidades de estos profesionales, en vez de establecer un baremo solo por metros cuadrados hecho "en helicóptero" y "desde Madrid".

Consulta aquí más noticias de A Coruña.