Billy Elliot
Fotograma de la película 'Billy Elliot' (2000), la historia de un niño que quiere ser bailarín. ARCHIVO

Se buscan niños varones, entre 8 y 13 años, para representar el papel de Billy Elliot en la versión musical para teatro de la exitosa película de Stephen Daldry (2000). Billy Elliot El Musical ha sido visto por 10 millones de espectadores en todo el mundo desde su estreno en el West End en Londres (2005), convirtiéndose en el musical más galardonado de la escena contemporánea.

Billy tiene que ser un gran bailarín, no solo de clásico, y cantar muy bien La puesta en escena teatral, más difícil de los normal pues sus protagonistas son menores, exige un mínimo de tres niños para cada uno de los papeles principales. Billy tiene que ser un gran bailarín, y no solamente de clásico; Michael debe de ser muy bueno bailando tap. Los tres chicos deben de tener voz blanca e, incluyendo a Debbie, cantar muy bien.

Para atender semejantes exigencias, SOM Produce asume la tarea de convocar, seleccionar y becar la formación de los niños que reúnan las condiciones artísticas y personales necesarias en las disciplinas de ballet clásico, claqué, danza acrobática, interpretación y canto.

Los interesados pueden apuntarse realizando su inscripción hasta el 29 de febrero en www.billyelliot.es.

Una historia de superación

Incluyendo la banda sonora compuesta por Elton John y las coreografías de Peter Darling, Billy Elliot El Musical tiene previsto estrenarse en Madrid en 2017 con David Serrano (responsable de la película El otro lado de la cama o el musical Hoy no me puedo levantar) en la dirección.

Con la huelga minera que cambió la historia de Inglaterra entre 1984  y 1985 como escenario de fondo, y localizado en una ciudad del norte del país, narra la lucha de un adolescente en contra de los acontecimientos para hacer realidad sus sueños. Un tropiezo casual traslada a Billy desde el rudo mundo del boxeo a una clase de ballet en donde descubre su pasión por el baile, que termina siendo motivo de inspiración para su familia y para la comunidad minera, cambiando su vida para siempre.