El Palacio de la Merced, sede de la Diputación de Córdoba, acoge la obra de Andrés Vázquez de Sola en la exposición titulada 'Córdoba eterna: savia y sabiduría', una muestra de más de 40 obras que podrá visitarse hasta el 16 de enero y que ha sido inaugurada este jueves por la responsable de Cultura en la institución provincial, Marisa Ruz, el delegado provincial de Cultura de la Junta de Andalucía en Córdoba, Francisco Alcalde, y el propio autor.

Durante el acto de inauguración, al que también ha asistido el histórico dirigente de IU, Julio Anguita, Ruz ha destacado que "esta exposición es una mirada singular hacia esa Córdoba eterna que nos ha regalado creadores ejemplares como el psiquiatra Castilla del Pino, políticos singulares como Julio Anguita, pintores eternos como Julio Romero de Torres o filósofos como Averroes".

Además, la delegada ha añadido que "es una exposición de gran didáctica para propios y extraños que dará que hablar mucho en Córdoba y la provincia porque cada cuadro es una ventana abierta a la historia".

Ruz ha alabado la figura de Vázquez de Sola, "ese periodista satírico, caricaturista, pintor y sobre todo un maestro del compromiso, la trasgresión y del humor en la vida", y ha añadido que "nos ha regalado una amplia obra social que ha superado censuras, despidos, deportaciones y abandono, pero volvió a nosotros y nos sigue dando muestras de esa mirada llena de libertad y alegría".

Por su parte, el autor de la obra, Vázquez de Sola, ha agradecido a la institución provincial la organización de la muestra y ha alabado la hospitalidad de los cordobeses, y ha señalado que "Córdoba me atrae, porque aunque no tuviera la Mezquita, tiene a los cordobeses".

Vázquez de Sola expuso en la Diputación de Córdoba en 2007 en la muestra en 'Andaluces para la Humanidad', una mirada hacia los luchadores de la libertad por Andalucía, y en 2010 en una exposición-homenaje a Miguel Hernández.

Carrera periodística

Andrés Vázquez de Sola, nacido en San Roque (Cádiz) en 1927, es uno de los maestros del periodismo y el humor gráfico, que creció en el seno de una familia de derechas, pronto mostró su desacuerdo militando clandestinamente a partir de 1951. Comenzó su carrera periodística en el granadino 'Diario Patria' y más tarde se trasladó a Madrid, trabajando en el 'Diario Madrid' y siendo una de las primeras estrellas de TVE.

De Madrid tuvo que huir a Francia, donde trabajó en 'Le Canard Enchainé', 'Le Monde Diplomatique' o 'L'Humanité', entre otros, y allí publicó libros, realizó exposiciones y colaboró en programas de radio y televisión. Se hizo amigo de grandes intelectuales como Gabriel García Márquez, Blas de Otero o Picasso. Volvió a España el 21 de noviembre de 1975 y poco a poco se fue alejando de las viñetas y se centró en su faceta como pintor y escritor, en la que sigue inmerso.

Consulta aquí más noticias de Córdoba.