El programa de detección precoz de cáncer de mama de Osakidetza detecta más de 7.300 tumores en sus 20 años de actividad

Se trata del tumor maligno más frecuente en las mujeres (27%) y la edad media de las afectadas ronda los 60 años
María Jesús Mitxelena, Maite Peña, Jon Darpon y Txaro Beobide
María Jesús Mitxelena, Maite Peña, Jon Darpon y Txaro Beobide
EUROPA PRESS

El programa de detección precoz de cáncer de mama del Departamento de Salud del Gobierno vasco y Osakidetza cumple 20 años de actividad, en los que ha permitido detectar 7.369 tumores en su mayoría en estadios muy precoces. Gracias a este programa, en el año 2014 se detectaron en Euskadi 575 nuevos casos.

El consejero de Salud, Jon Darpón, ha destacado que los recursos asistenciales y avances incorporados al programa, los tratamientos más efectivos y la atención multidisciplinar y personalizada que se ofrece, "se ha traducido en mayor supervivencia, tratamientos más efectivos y menos invasivos y también en una mayor calidad de vida para las pacientes en Euskadi".

Darpón ha comparecido en una rueda de prensa en San Sebastián, junto a la diputada de Políticas Sociales, Maite Peña, la presidenta de la asociación Kattalin, Txaro Beobide, y la doctora de Onkologikoa, María Jesús Mitxelena, con motivo de la conmemoración el próximo lunes del Día Internacional contra el Cáncer de Mama.

El titular vasco de Salud ha apuntado que, actualmente, y según los últimos datos, la tasa de supervivencia se sitúa en un 80,7% y 8 de cada 10 mujeres se han podido beneficiar de un tratamiento quirúrgico conservador de la mama.

A lo largo de estos 20 años de actividad, a través del Programa de Detección Precoz de Cáncer de Mama de Osakidetza, con un índice de participación excelente, superando el 80%, se han realizado 2 millones de citaciones y un total de 1,6 millones de mamografías.

Darpón ha destacado la importancia del Programa de Detección de Cáncer de Mama, que ha contribuido a "disminuir la mortalidad del cáncer de mama" y ha subrayado que estos programas de cribado son "hoy por hoy la única medida de prevención y la mejor arma para hacer frente a esta enfermedad".

En este sentido, ha recordado que el pasado año se destinó a la fase de cribado 5 millones de euros y en 2014 y 2015, Osakidetza ha adquirido cuatro nuevos mamógrafos digitales de nueva generación, con una inversión de 740.000 euros. A fecha de hoy, el 100% de los mamógrafos del Programa son digitales.

"criterios de calidad"

El consejero ha explicado que, de cara al próximo año, en el programa de detección de cáncer de mama "se van a aplicar criterios de calidad en base a estándares internacionales".

A su vez, se va a continuar con el modelo de atención multidisciplinar en base a Unidades Funcionales de la Mama y Comités de Mama, "orientado a la atención integral del paciente y ofreciendo la mejor opción diagnóstico-terapéutica y facilitando la coordinación de los diferentes recursos asistenciales", y con la atención personalizada mediante la aplicación de test genéticos, en casos seleccionados que permiten identificar de forma individual, los beneficios o no de aplicar la quimioterapia.

Asimismo, se seguirá mejorando la atención a grupos de riesgo, mediante la identificación de antecedentes de cáncer de mama en familiares de primer grado de (madre/padre, hermana/o, hija/o) al colectivo de mujeres de 40-49 años, y su incorporación al programa y mantenimiento, en caso de tener dichos antecedentes.

También se potenciará el empoderamiento de las mujeres realizando actividades de sensibilización y mejorando el Programa en base a los resultados de Encuesta bienal de Satisfacción del Programa y, finalmente, se va optimizar el programa de garantía de calidad radiológica de las instalaciones y equipos de mamografía.

El Programa de Detección de Cáncer de Mama de Osakidetza está dirigido a mujeres de 50 a 69 años y a mujeres de entre 40 y 49 años con antecedentes familiares de cáncer de mama de primer grado. Un total de 303.000 mujeres en Euskadi (38.800 en Álava, 101.000 en Gipuzkoa y 163.200 en Bizkaia).

A lo largo de estos 20 años de actividad del Programa se han producido avances en todas las fases del proceso, tanto en el cribado, como en la confirmación diagnóstica y el tratamiento. Entre ellos, figuran la mamografía digital que ha sustituido a la analógica y la incorporación de técnicas de diagnóstico como la mamotomía, que junto con las biopsias con aguja gruesa, han sustituido en gran parte a las biopsias quirúrgicas.

Osakidetza ha incorporado también la técnica del ganglio centinela que permite conocer si la enfermedad se ha extendido a los ganglios de la axila, y en consecuencia evitar la intervención quirúrgica de la axila en un gran número de casos y las complicaciones posteriores.

La última novedad ha sido la inclusión de los test genéticos que permiten en casos seleccionados identificar de forma individual la conveniencia o no de dar quimioterapia, evitando ser aplicada en algunos casos.

INCIDENCIA

Por su parte, la oncóloga María Jesús Mitxelena ha precisado que en Euskadi se diagnostican 1.400 nuevos casos de cáncer de mama al año (200 en Álava, 750 en Bizkaia y 450 en Gipuzkoa). Se trata del tumor maligno más frecuente en las mujeres (27%) y la enfermedad tiene una incidencia de 120 casos por cada 100.000 habitantes. La edad media de las afectadas ronda los 60 años.

Mitxelena ha destacado el aumento en la supervivencia de este tipo de cáncer se debe, entre otros motivos, al programa de diagnóstico precoz así como a los avances terapéuticos. De este modo, ha explicado que en la actualidad se aplica "el tratamiento más idóneo en cada caso" con el objetivo, además, de "evitar toxicidades innecesarias".

Por su parte, la diputada de Políticas Sociales ha resaltado la labor que realiza la asociación Kattalin, a través de campañas de información o sensibilización, terapias o apoyo a mujeres recién diagnosticadas, a la que la Diputación de Gipuzkoa lleva años prestando su colaboración.

Finalmente, Txaro Beobide ha subrayado que "unos hábitos de vida saludables y las revisiones periódicas son la mejor herramienta para prevenir esta enfermedad" y ha animado a la ciudadanía a tomar parte en la carrera solidaria de 5,5 kilómetros, organizada por Kattalin en apoyo a la investigación sobre el cáncer de mama, que se celebrará el próximo domingo en San Sebastián. Esta carrera es uno de los actos destacados de la campaña de la asociación de este año, programa que cuenta también con mesas redondas o charlas sobre el cáncer de mama.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento