Las fuerzas de seguridad han detenido al testigo protegido y posteriormente imputado en el intento de secuestro por parte del expresidente del Valencia CF Juan Bautista Soler a otro expresidente del club che Vicente Soriano. El hombre, Rachid, ha sido arrestado ahora en un procedimiento abierto por un delito contra la salud pública, según han informado a Europa Press fuentes conocedoras de la operación.

Rachid, un hombre de nacionalidad marroquí y con antecedentes policiales, fue el colaborador de la Policía en el caso del presunto secuestro. Sin embargo, a lo largo de la instrucción, pasó a adquirir la condición de imputado. En esa declaración como tal, el pasado mes de febrero, se acogió a su derecho a no declarar.

Precisamente Soler indicó en su declaración ante el juez que fue el confidente de la Policía el que le propuso secuestrar a Vicente Soriano porque le comentó que era la mejor forma para solucionar los problemas que mantenía con él por el dinero que le adeudaba. Al negarse, comentó que se sintió amenazado, por lo que le dijo que "sí" a todo. Pero solo para "abortar el tema" y "salir de allí".

Por su parte, Soriano declaró que el confidente se presentó en su despacho y le alertó del intento de secuestro ideado por Soler y de cómo iban a torturarle. En concreto, le explicó que pensaban llevarlo a Francia y desde allí mandar a su familia "un dedo" suyo o "una oreja", según relató al juez.

Ante estos motivos, y por si pudiera existir algún tipo de responsabilidad, el titular del Juzgado de Instrucción número 12 de Valencia decidió imputar a Rachid.

Este hombre, quien también tiene un juicio pendiente por supuestos robos a traficantes, fue detenido este miércoles en una causa, declarada secreta, y abierta por un delito contra la salud pública, han confirmado a Europa Press.

Consulta aquí más noticias de Valencia.