El Fiscal Superior del País Vasco, Juan Calparsoro, analiza la documentación que le ha trasladado este lunes el sindicato ELA sobre la gestión de los últimos años en el operador vasco de telecomunicaciones para determinar si puede haber indicios de actuación delictiva y abrir una investigación.

La central se ha reunido con Calparsoro para ofrecerle documentación y un informe sobre Euskaltel. Además, le ha pedido que evalúe la posibilidad de incoar diligencias de investigación al considerar que ha podido existir "una maquinación especulativa" en perjuicio de los intereses públicos, según han informado a Europa Press fuentes jurídicas.

El máximo representante del ministerio público en Euskadi se encuentra a la espera de que ELA le dé traslado de nuevos documentos, tal como se ha comprometido el sindicato, para ver si hay fundamento para poder iniciar una labor investigadora.

En un comunicado, la central sindical ha informado de que ha puesto en conocimiento del Fiscal Superior 'el caso de Euskaltel', una empresa, que, según ha denunciado, pasará a estar controlada "en un 68% por fondos especulativos" tras su salida a Bolsa.

En concreto, considera que se debe investigar el conjunto de decisiones tomadas en Euskaltel durante años. De esta forma, plantea que se estudie la actuación de las direcciones del operador vasco de telecomunicaciones, de las cajas y Kutxabank y de los sucesivos Gobiernos.

A su juicio, es necesario que haya pesquisas sobre los cambios accionariales y las valoraciones de los mismos; los nombramientos de responsables en la dirección de Euskaltel y en su Consejo de Administración, así como en las Fundaciones de Kutxabank.

"Es tan importante saber quién es nombrado para un puesto, como quién le nombra. Se da la paradoja de que algunas personas están o han estado en varios lugares a la vez en el momento en el que se tomaban las decisiones más importantes para la compañía", ha apuntado.

ELA ha indicado que la "privatización" de Euskaltel no se puede explicar "sin puertas giratorias, hasta el punto de que un lehendakari haya sido presidente de la compañía".

Asimismo, cree que deben analizarse también aquellas actuaciones que han dado valor a la compañía y que han sido "ruinosas" para las arcas publicas. Según ha apuntado, las inversiones más importantes han sido "financiadas con dinero publico".

A su juicio, un ejemplo de ello es la venta por parte del Gobierno vasco de su participación en la red de fibra óptica a Euskaltel; "una gran inversión pública que alguien decidió 'vender a precio de saldo' a la compañía".

El sindicato cree que, con posterioridad al traspaso de las acciones a los Fondos privados, "nada explica la extraordinaria revalorización de la compañía". "Nada justifica que unos Fondos que invirtieron 200 millones hace poco más de dos años reciban ahora 600, solo por estar sentados. Es preciso saber también en base a qué informaciones privilegiadas sabían que en dos años iban a multiplicar por tres sus ganancias", ha apuntado.

BONUS

Además, ha asegurado que la dirección de Euskaltel ha actuado "obsesionada" con dos objetivos, por un lado, "la rentabilidad para los accionistas y el cobro de los 'bonus'".

En su opinión, los bonus les han llevado a actuar "sin escrúpulos para reducir costes". "Los bonus actúan a modo de perversión para que en la dirección primen comportamientos antisociales y al servicio de un modelo netamente especulativo", ha agregado.

Consulta aquí más noticias de Vizcaya.