Un estudio de Consumer Eroski informa de que la matrícula del primer curso de una misma carrera puede costar hasta veinte veces más en una universidad privada que en una pública.

Como ejemplo, el análisis cita que el primer año de la licenciatura de Administración y Dirección de Empresas en la Universidad de Granada tenía un coste medio de 500 euros para los alumnos en 2006, frente a los 7.700 € que debían desembolsar en la CEU San Pablo, es decir, 14 veces más.

En la carrera de Odontología tenían que pagar 650 euros en la Universidad de Sevilla, que se multiplicaban por 20 si se pretendía estudiarla en la Universidad Europea de Madrid.

Máximo de alumnos

Trece universidades (23%) incumplen la recomendación de la UE de un máximo de 15 alumnos por ordenador, entre ellas la de Salamanca (35) y la de Granada (28).

Son de las que más prácticas ofrecen a sus alumnos
Por el contrario, las universidades de Castilla y León, con 7.766 profesores y 87.641 alumnos, se sitúan entre las menos masificadas del país, con un profesor para cada 11 alumnos, lejos de Madrid, donde el número de alumnos por profesor supera los 18.

Estas universidades se encuentran además entre las que más prácticas ofrecen a sus alumnos, 13.789. Por tanto, no sorprende que el número de convenios firmados por las universidades de Castilla y León con empresas superen los 5.400, ocupando de nuevo uno de los primeros puestos en este apartado.

Sistema español público

El estudio constata que el sistema universitario español es eminentemente público. Lo son dos tercios de las universidades -sólo 22 pertenecen a organizaciones privadas (el 82% tiene menos de 25 años), de las que un tercio se encuentran en Madrid-. Entre éstas unas de las más conocidas son la Universidad Pontificia de Comillas y la Universidad CEU San Pablo.

Un tercio de las universidades españolas en España se encuentran en Madrid
Sin embargo, la masificación queda lejos ya que la media es de 14,1 estudiantes por docente, sin grandes diferencias entre públicas (14,4) y privadas (12,1).

El informe también llama la atención sobre la "insuficiencia" del personal de administración y servicios, que son apenas uno por cada dos docentes, con mejores datos en las públicas (0,5) que en la privada (0,37).