Un violín Stradivarius, valorado en unos 2,5 millones de euros, fue robado el fin de semana pasado de la residencia de un músico austríaco en el centro de Viena, informó ayer la policía local.

Según las fuentes, también desaparecieron un violín de la marca Vuillaume, cuyo valor estimado es de unos 120.000 euros, así como joyas y varios aparatos electrónicos.

Caja fuerte

Los dos instrumentos estaban guardados en una caja fuerte, que fue forzada por los ladrones, indicó la policía vienesa y agregó que los delincuentes eran "profesionales", de los que por ahora no hay pista alguna.

Los violines producidos por Antonio Giacomo Stradivari (1644-1737) se encuentran entre los instrumentos más caros del mundo.

El italiano fabricó más de mil instrumentos, aparte de violines también chelos, algunas guitarras y arpas.

Según la agencia austríaca APA, se estima que en el mundo existen unos 600 de estos instrumentos.