Ikea desata pasiones en Torrero
Zaragozanos aprovecharon para realizar sus compras. (BorjaCarbó)
Miles de zaragozanos pasaron ayer por la inauguración de la tienda: La curiosidad llevó ayer a miles de zaragozanos hasta Ikea, aunque los accesos al recinto, contra todo pronóstico, estuvieron tranquilos todo el día. «Ha habido puntas de congestión, pero han sido puntuales», aseguraron fuentes de la Policía Local.

Más de 400 personas esperaban ya en la puerta de la tienda a las diez de la mañana. El corte de un tronco, en lugar de la tradicional cinta roja, y una banda de música marcaron el pistoletazo de entrada a una de las tiendas más esperadas.

Los más madrugadores, sobre todo mujeres, jubilados y parejas jóvenes, llevaban allí desde las 7.30 h. «Tenemos muchas ganas de ver la tienda», comentaban Esther y Endika, quienes, por ser los primeros, recibieron un cheque de 300 euros.

Otros, como Emilia y Felisa, no tuvieron tanta suerte y tuvieron que conformarse con el café con galletas que se repartió a la gente que hacían fila desde las ocho.

Los seis autobuses que durante esta semana llevan gratis a los clientes a la tienda tuvieron que reducir sus frecuencias para poder atender la demanda y, a pesar de todo, muchos viajeros esperaron hasta 45 minutos para poder subir en uno.